El Usda le dio nuevo impulso a los precios - Por Juan Morelli (*)

El organismo estadounidense elevó su estimación de stocks de maíz, aunque se esperaba un ajuste mayor.

Por
15deJuliode2011a las07:31

El martes, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (Usda) dio a conocer su informe mensual de oferta y demanda mundial. Las cifras mostraron distintas variaciones respecto al reporte anterior que le dieron renovado impulso a los precios en el mercado de Chicago.

Los cambios que tuvieron mayor repercusión ocurrieron nuevamente en la plaza maicera. El Usda aumentó su estimación de inventarios finales para la campaña 10/11 estadounidense, a partir principalmente de un ajuste a la baja en la demanda para forraje en el país del Norte (que por primera vez se ubicó por debajo de la demanda para la elaboración de etanol) y una corrección en el nivel de exportaciones proyectado.

Por otro lado, el organismo elevó la superficie sembrada del ciclo 11/12 acorde al informe de área conocido el pasado 30 de junio, aumentando de este modo la producción estimada de maíz en Estados Unidos, en casi siete millones de toneladas. Esto, sumado al mayor acarreo inicial incrementó la disponibilidad para la nueva campaña en 10,7 millones.

Sin embargo, también se aumentó la demanda proyectada (tanto interna como externa) en 6,2 millones de toneladas, reflejando así un incremento neto de las existencias finales de 4,5 millones. Si bien la variación de stocks es significativa (25 por ciento), el mercado descontaba que sería superior, especulando con que el Usda recortaría el rinde estimado (quedó sin cambios).

La sorpresa en la plaza maicera contagió positivamente al resto de los granos, aún cuando el reporte no resultó tan favorable.

El resto, también firme. El trigo fue el producto que registró las subas más importantes. Si bien el Usda elevó más de lo previsto la estimación de producción 2011 del cereal en Estados Unidos, el dato que tomaron en cuenta los inversores fue el recorte de los stocks finales del ciclo 11/12 (se esperaba que subieran), consecuencia de un aumento en las exportaciones norteamericanas.

En lo que respecta a la soja, el organismo mostró para Estados Unidos una situación de inventarios más ajustada a finales del ciclo 11/12, aunque no tanto como se descontaba.

Por un lado, se recortó la estimación de producción a partir de la menor área implantada. Pero por otro, también disminuyó el nivel de exportaciones proyectadas, a causa de una caída en las importaciones por parte de China.

El próximo informe de oferta y demanda se dará a conocer recién el 11 de agosto. Hasta entonces, las variables a seguir que pueden impactar sobre los futuros de Chicago son el clima en Estados Unidos (en estas semanas comienzan a definirse etapas claves para el desarrollo tanto de soja como de maíz) y el volumen de sus ventas externas, que mostrarán si el mercado convalida los actuales niveles de precios.

En pleno mercado climático estadounidense, las coberturas flexibles siguen siendo una buena estrategia.

Analista de mercado de fyo.com jmorelli@fyo.com

La Voz del Interior

Temas en esta nota