Terror en Noruega: tras explosión que dejó varios muertos, temen que haya más bombas

La ola de atentados comenzó por la mañana en el centro de Oslo. 10 Una serie de atentados que tendrían como fin matar al primer ministro, Jens Stoltenberg, sacuden a Oslo, la capital de Noruega.

Por
22deJuliode2011a las16:05

Todo comenzó con dos explosiones a pocos metros de la sede de gobierno que provocó grandes destrozos y dejó, según la policía, "varios muertos y heridos". Más tarde, un grupo de desconocidos, vestidos de policías, abrieron fuego contra un congreso de las juventudes socialdemócratas que se desarrolla en una isla cercana. En ese lugar se preveía que iba a dar un discurso el premier.

Las fuerzas de seguridad mantienen a resguardo al mandatario sin dar a conocer su paradero. Mientras, la policía evacuó el centro de la ciudad, las redacciones de los principales medios, la termina central de trenes y algunos centros comerciales. Se teme que haya más atentados, ya que el país sufrió en los últimos años varias amenazas de Al-Qaeda.

Cerca del mediodía local una explosión sacudió el centro de Oslo, muy cerca de la sede de Gobierno, y dejó varios muertos y heridos, según la policía local que además, confirmó que el estallido lo produjo un artefacto, mientras tienen bajo la lupa un auto destrozado frente a uno de los edificios, intuyen que allí habría estado la bomba.

El Premier confirmó que salió ileso tras la explosión pero que la situación "es muy seria", al tiempo que informó que todos los miembros de su gabinete están sanos y salvos. Sin embargo, por recomendación de las fuerzas de seguridad, no reveló su ubicación.

Luego, un hombre disfrazado de policía abrió fuego contra los participantes en un mitin de la juventud del Partido Laborista (AP) noruego, en el que debía participar el Premier, que pertenece a esta fuerza política. El agresor terminó arrestado pero los informes oficiales señalan varios muertos.

El jefe de la policía noruega, Anstein Gjengedal, dijo que sus expertos piensan que la explosión en el centro fue causada por un atentado terrorista, y pidió a la población que salga del centro de la capital. "Abandonen el centro de Oslo", señaló en una conferencia de prensa trasmitida en directo por la televisión nacional, agregando que "éste no es un momento para estar en la calle" y recomendándole a los turistas que "se queden en sus hoteles".

El responsable policial confirmó que expertos en explosivos están inspeccionando el lugar donde ocurrió la explosión, interrogado por la prensa sobre la causa de la explosión, afirmó que "pensamos en la peor de las hipótesis".

La televisión y las ediciones digitales de los diarios locales informan acerca de escenas de pánico en los alrededores de la explosión, que causó daños en la sede principal del gobierno -un edificio de 17 pisos- la del ministerio de Petróleo y Energía, donde estalló un incendio, y las oficinas del tabloide VG, donde se desmoronó el techo de cristal.

Tras el ataque con bomba en el barrio del gobierno en la capital noruega Oslo, la policía ordenó evacuar las sedes de las redacciones de varios medios noruegos, entre ellas la radio pública NRK, así como los periódicos "VG", "NTB", "Aftenposten" y el canal "TV2", los principales del país. También fueron desalojadas la estación central de ferrocarril y al menos dos centros comerciales de la capital noruega.

"Vi que las ventanas del edificio del VG y de la sede del gobierno estallaron. Hay personas ensangrentadas en la calle", declaró una periodista de la radio estatal NRK desde el lugar de los hechos. "Hay cristales por todas partes. Es el caos total. Las ventanas de todos los edificios de los alrededores saltaron por los aires", añadió la cronista Ingunn Andersen.

Temas en esta nota