Las siete maravillas del rendimiento de maíz

En el marco del XIX Congreso de Aapresid que se realiza en el Centro de Convenciones Metropolitano en Rosario tuvo lugar un concurridísimo panel destinado íntegramente al cultivo de maíz. Los disertantes Fred Below, de la Universidad de Illinois, y los expertos locales Gustavo Maddoni y Manuel Ferrari conjugaron miradas globales y regionales dando claves en torno a optimizar el rendimiento de la producción.

19deAgostode2011a las06:55

En el centro en el Centro de Convenciones Metropolitano de Rosario continúa el XIX Congreso de Aapresid, en esta edición 2011 bajo la consigna “Inteligencia Colaborativa”. Este jueves 18 de agosto acontece el segundo día de un encuentro  colmado  de  talleres y disertaciones con más de 2700 asistentes que se extenderá  hasta mañana viernes.
En la Sala INTACTA RR2 PRO la jornada matutina de hoy comenzó a las 9 en punto con un panel dedicado íntegramente al cultivo de maíz coordinado por Daniel Canova, miembro de la Comisión Directiva de Aapresid. El mismo estuvo destinado a intercambiar estudios y aportes sobre acciones y definiciones estratégicas para incrementar los rindes del cultivo.

El primer disertante fue Fred Below, profesor de fisiología de cultivos de la Universidad de Illions quien sin duda cautivó la atención de la mesa con una atractiva presentación centrada en desglosar lo que indicó como “las siete maravillas del mundo del rendimiento de maíz”.

Se trata de “una lista prioritaria de factores con impacto positivo o negativo según la intervención sobre los mismos”, explicó Below. Luego dio cuenta luego del valor promedio de incidencia sobre el rinde por hectárea que le atribuye a cada factor.
El profesor Below ordenó estas prioridades de acuerdo a su mayor incidencia en el rendimiento por hectáreas. En primer lugar señaló el factor del clima y la delicada atención sobre las fechas de siembra. El segundo lugar, se habló del rol del nitrógeno como nutriente y continuó su enumeración refiriéndose al factor híbrido, el cultivo previo, la población de plantas, la labranza y la regulación del crecimiento.

Cabe destacar la especial atención que el disertante dio a la cuestión de “la población del cultivo” tanto en cantidad como en ubicación en el campo. “La mayoría de los productores no quieren escucharlo y últimamente este factor afecta mucho, no obtienen el rinde deseado porque no plantan lo suficiente”, aseguró. Y agregó: “optimizar la eficiencia y sinergia de esos siete factores en tanto siete maravillas es la estrategia de lograr incrementar el rinde del cultivo de maíz para alcanzar los niveles de producción que la demanda futura a nivel global requerirá”.

En segundo lugar tomó la palabra Gustavo Maddoni, profesor adjunto de la Cátedra de Cerealicultura, FAUBA y coordinador adjunto del programa de Magíster Scientiae en Producción Vegetal e investigador independiente del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) quien sobre el abanico de análisis general abierto por Below hizo un foco en el ámbito de la producción de maíz local.

En su intervención, de modo sumamente didáctico, Maddoni apeló a la exposición y comparación de varios mapas de la Argentina, los territorios de cultivo de maíz, las particularidades climáticas de cada zona por citar algunos aspectos. De esta manera dio un pantallazo de las limitaciones climáticas para la producción de maíz en el país donde ordenó “las siete maravillas” mencionadas por Below pero desde una perspectiva local.

En último término presentó su exposición Manuel Ferrari, especialista en fertilidad y manejo de suelos del INTA Pergamino, quien hizo un foco aún más puntal sobre el rendimiento del cultivo apuntando a la cuestión de los nutrientes, en especial el nitrógeno.
Tras exponer arduos estudios realizados en distintas localidades del país, algunos punto

Temas en esta nota