BASF e INTA reafirman su compromiso con el desarrollo científico y tecnológico

El pasado 30 de Agosto, BASF Argentina SA y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) firmaron una Carta de Intención para la Cooperación Científica y Tecnológica. El acuerdo comprende desarrollos Biotecnológicos y de nuevas tecnologías para la protección de cultivos, así como innovaciones en el área de nutrición animal y humana.

Por
05deSeptiembrede2011a las17:04

El pasado 30 de Agosto, BASF Argentina SA y el INTA firmaron una Carta de Intención para la Cooperación Científica y Tecnológica. Si bien, ambas organizaciones, vienen trabajando de manera conjunta, este compromiso consolida la relación y formaliza el trabajo a futuro en el desarrollo de nuevas tecnologías, procesos y productos para la protección de cultivos.

El acuerdo promueve soluciones innovadoras en diversas áreas para dar respuesta a las necesidades actuales y futuras de la sociedad y la agricultura moderna.

Los desafíos para los próximos años estarán orientados al desarrollo biotecnológico y de productos para la protección de cultivos, así como innovaciones en el área de nutrición animal y humana. Se pondrá foco tanto en cultivos de envergadura nacional, como en aquellos con impacto en economías regionales.

“Para BASF, la colaboración entre el ámbito público y privado, es fundamental para poder ser competitivos en la industria agro-alimentaria, y con este convenio que firmamos junto con el INTA queremos reforzar el compromiso y alinear el trabajo de manera eficiente entre ambas instituciones”, afirmó Diego López Casanello, presidente de BASF y director del negocio de Agro para Argentina, Bolivia, Paraguay y Uruguay.

Ejemplos de acuerdos de transferencia tecnológica hechos previamente entre BASF y el INTA fueron: la conversión y obtención del llamado Trigo y Algodón Clearfield, las nuevas variedades del arroz GURI INTA en Argentina y Uruguay, el desarrollo de feromonas para el control de Lobesya Botrana en vid (Rak 2 Plus), así como también, el testeo de funguicidas dentro del Programa Nacional de la Roya y Enfermedades de Fin de ciclo en soja.

Por su parte, el presidente del INTA Carlos Casamiquela destacó la etapa institucional por la que está pasando el organismo y coincidió en reforzar los vínculos para generar estrategias conjuntas entre las partes. “Hoy por hoy estamos pasando por una etapa más que interesante en donde, entre otras cosas, comenzamos a trabajar sobre escenarios futuros que suponen una replanificación institucional. Sin duda será muy enriquecedor conversar sobre aspectos comunes que podamos compartir en ciertos proyectos”, destacó.

 

Temas en esta nota