Las concesionarias ya venden cinco autos 0 km por minuto

Con una fuerte demanda por los modelos chicos, el promedio es de 4,5 autos recién salidos de fábrica cada 60 segundos, superando incluso a países más grandes como México.

09deSeptiembrede2011a las08:02

La falta de inversiones para los pequeños ahorristas, sumada a la creciente inflación vienen empujando la venta de unidades 0 kilómetro desde principio de año. A esto ahora parece haberse sumado un período preelectoral de estabilidad tras los resultados de las primeras de agosto que presupone un escenario macroeconómico que seguirá impulsando las ventas de la industria automotriz. De hecho, se observa un aceleramiento en la decisión de compra de los usuarios que está llevando al sector a números récords.

Diferentes protagonistas de esta industria estiman que este año la venta total de autos nuevos oscilará entra las 850.000 y el millón de unidades. Y un informe de la consultora abeceb.com asegura que en el país ya se venden cinco autos por minuto. La cifra surge de tomar los patentamientos de agosto (79.826 unidades), y las 65 horas semanales que trabajan las concesionarias.

Según el informe, la cifra es elevada para un mercado como el local, sobre todo si se la compara con México donde, con una población tres veces mayor a la argentina, se venden cuatro autos por minutos.

Incluso, cuando se observa la cantidad de patentamientos cada 1000 habitantes, Argentina está por encima de Brasil y China. Mientras que allí se venden 10,7 y 7,6 vehículos cada 1000 habitantes respectivamente, en el país se llegan hasta las 12,9 unidades por 1000 habitantes.

Para Dante Álvarez, vicepresidente de la Asociación de Concesionarios de la República Argentina (Acara), la venta no se va a frenar. “No hay nada que nos diga que vamos a parar de vender. Es más, este mes va camino a ser un nuevo récord y a que pasemos la totalidad de las ventas de 2010 que fue el año récord con 662.591 unidades”.

El dirigente empresario, que también posee una concesionaria Peugeot, también aseguró que, aunque la demanda sigue su ritmo, no hay demoras en las entregas. “Estamos con plazos normales, en los 30 días y sólo hay demora si el pedido tiene alguna particularidad, pero las fábricas están acompañando la demanda”, explicó. Un ejemplo es Fiat, que despachó 15.608 unidades en agosto, cifra récord para la planta argentina.

A la hora de explicar las razones que influyen en el crecimiento de las ventas, Álvarez se refirió a que los compradores llegan a las concesionarias por dos razones. La primera tiene que ver con una sensación de estabilidad. “La gente siente que tiene trabajo, que gana bien y que no lo va a perder. Nadie está pensando en que su negocio o empleo se acaba, y entonces cambia el auto”, sostuvo.

La segunda se liga a la macroeconomía y a las expectativas de cambio. “Como el dólar no se mueve y los plazos fijos no son atractivos la gente compra un 0 km que actualiza su precio y lo disfruta”.

Para Dante Sica, titular de abeceb.com y ex secretario de Industria de la Nación, el planteo de Álvarez para explicar la fuerte demanda es correcto. “Hay una mejora clara en el ingreso, estabilidad laboral, y esto se traduce en mayor confianza y predisposición al consumo”, dijo.

Además, el economista señaló la expectativa devaluatoria como otra razón. “La gente espera una devaluación y busca refugiarse en un bien durable y, como no llega a un departamento, opta por los 0 km”, agregó.

Pero hay un detalle que Sica resalta como uno de los fundamentales: “lo barato que es comprarse un auto nuevo. En la Convertibilidad se necesitaban de 20 a 21 sueldos promedio para comprar un auto. Hoy son necesarios 18. Esto muestra que los autos son los bienes durables que, en dólares, menos aumentaron”, agregó para luego augurar un mercado más cercano al millón que a las 600.000 unidades

Temas en esta nota