Por las medidas del Central, algunos bancos ya sólo le venden dólares a sus clientes

Son normas para evitar a los coleros y para prevenir el lavado de dinero, ante las normas de la UIF. Además, abastecer a todas las sucursales les implica un alto costo de seguro para trasladar los billetes en camiones de caudales.

12deSeptiembrede2011a las08:27

Si usted es uno de esos argentinos que quiere cambiar sus pesos por dólares, y quiere ganar tiempo, pruebe primero en el banco del cual sea cliente. Si no es cliente de ninguno, preste atención: es probable que no todos le brinden este servicio.
Por supuesto siempre está la posibilidad de ir a una casa de cambio, una opción que resulta más cómoda para aquellos que no están bancarizados.

Mientras los controles crecen, los ahorristas se dolarizan. Eso, al menos, es lo que demuestran los números: según datos de los bancos, la venta de dólares creció un 30% en el último mes, si se toma agosto con respecto a julio, y las operaciones de compra apenas alcanzan el 15% del total.

Sin embargo, debido a las reglamentaciones del Central para evitar coleros, y sobre todo para prevenir eventos de lavado de dinero, algunas entidades han decidido discontinuar la venta de dólares a aquellos que no son clientes.
Gustavo Jorge Giráldez, director de ZonaBancos.com, informa que “hoy los únicos bancos que venden a los no clientes son los que atienden al turismo y al mercado minorista, o en sucursales que tengan puntos turisticos como Supervielle, Meridian, Industrial, Piano, todos los provinciales y el Provincia pero en algunos casos a los no clientes se les pone un tope de compra”.

En el Nación explicaron que venden hasta u$s 3.000 a no clientes con la presentación del DNI, y a partir de esa cifra piden algún tipo de justificativo de ingresos, que puede ser el recibo de sueldo, por ejemplo, pero que no se hay limitaciones de ninguna clase. “Evitar coleros es una clave y por otra parte evitar operaciones de lavado porque el banco, de los no clientes, no tiene un legajo armado”, señalan desde el Ciudad.

Desde otra entidad coinciden con esta óptica: “Así nos sacamos de ecima a los coleros que compran a $ 4,24 y venden en financieras a $ 4,40”.
Giráldez enumera sus razones por las cuales las entidades con mucha cartera de clientes dejaron de venderles dólares al público en general: “Tener calificado al cliente (el conozca a su clientes), tener que stockear en sucursales dólares a un costo alto de traslado y seguros, y encima tener que analizar a quién le venden”.

En un banco de capitales extranjeros detallan que en un momento, debido a las regulaciones del Central, suspendieron la venta de dólares a no clientes, para evitar cualquier tipo de problemas con el BCRA. “Luego volvimos a ofrecer el servicio y vimos que la venta promedio a los no clientes era de u$s 600 y de 50 operaciones por mes, por lo cual decidimos suspenderlo, ya que era un riesgo importante que asumíamos, por toda la información que debíamos entregarle a la autoridad monetaria, y encima el volumen era tan poco que no nos era negocio”.

En otra entidad extranjera comentaron que, si en una sucursal de Jujuy les pedían u$s 250.00, tenían que pagar $ 4.000 por el traslado en un camión de caudales, por lo cual la venta de divisas dejaba de ser rentable. En cambio, las casas de cambio tienen la ventaja de tener un solo local, con lo que se ahorran el costo del traslado, por eso suelen tener mejores precios de pizarra.

Si bien en el HSBC no venden a clientes, sí hacen la salvedad de venderle a extranjeros. “Con tus clientes es más fácil, porque los datos ya los habías chequeado antes de varias maneras, entonces existe un menor riesgo de lavado de dinero que con los no clientes, porque debemos asegurarnos que la persona que comprará dólares tenga la capacidad de hacerlo”.

Lo que sí comenzaron a hacer cada vez más entidades es privilegiar con u

Temas en esta nota