El maíz, buen margen y buen impacto sobre el recurso suelo

Fertilizar analizó, junto a referentes del sector, la situación de la campaña local de maíz 2011/ 2012 y el efecto que la implantación de este cultivo tiene sobre la sustentabilidad del recurso suelo .

15deSeptiembrede2011a las15:25

“Las relaciones de precio insumo-producto son mejores que las promedio y la estabilidad de rendimientos de las últimas campañas apuntan a que el maíz sea hoy un cultivo de alta rentabilidad, superando aún a la soja de primera en zona núcleo”, dijo Pablo Pussetto, Presidente de Fertilizar. “Pero el maíz además tiene un efecto positivo sobre la calidad del suelo que repercute en el rendimiento de los cultivos subsiguientes”, agregó el directivo.

A modo de introducción, los directivos de Fertilizar se refirieron al consumo de fertilizantes en Argentina, estimando para 2011 un crecimiento de la demanda que oscilará entre el 5 y 10% respecto de 2010, superando posiblemente los 3,6 MM de toneladas. Parte del aumento del consumo de fertilizantes es explicado por un aumento en la siembra de maíz. Desde la entidad remarcaron que, según estudios realizados, existe una intención de aumento de la superficie de siembra de un 6 %.

Continuando con la descripción del escenario para la campaña venidera, se hizo hincapié en la relación Insumo/Producto, medida como cantidad de tn de maíz necesarias para comprar una tn de urea o MAP. En este sentido, se destacó que es favorable, ya que se encuentra por debajo de la del año pasado y fundamentalmente respecto del promedio de los últimos cuatro años. Esto significa que la inversión en tecnología de fertilización, proporcionará una rentabilidad muy atractiva y además que es una oportunidad para pensar en reponer nutrientes de baja movilidad en el suelo como son el fósforo y el azufre. Este análisis se desprende de los precios que el cereal viene tomando sostenidamente desde finales del 2010 y superiores a los de los últimos tiempos.

Para completar la ecuación favorable para este cultivo, el Ing. Pussetto mostró la evolución del Margen Bruto para Maíz, el cual se presenta similar al de finales de 2010 y está por encima del promedio de los últimos cuatro años. Luego compartió cuál es el margen bruto de maíz más 4 quintales de soja – estos 4 qq representan el rendimiento incremental que la soja ha demostrado en numerosos ensayos cuando su cultivo antecesor fue maíz – en comparación con el de una soja sobre soja, siendo el primero significativamente favorable. “Tenemos que hacer bien los números del margen de maíz, esto significa ponderar el rendimiento incremental en los cultivos sucesores y tomar para el cálculo de rendimiento, los valores que hoy el paquete tecnológico permite alcanzar y no cifras históricas”.

Por otra parte, se refirió a las lecciones aprendidas en los años secos: demorar la siembra si no se cuenta con un perfil cargado con la humedad adecuada en la fecha de siembra óptima es una estrategia que permite estabilizar rendimiento y tener en cuenta que la respuesta a fósforo y azufre se mantiene en porcentaje aún en las campañas de mayor déficit hídrico.

Efecto del maíz sobre el recurso suelo

Desde el INTA Casilda, Graciela Cordone recalcó el efecto que tiene el maíz sobre el recurso suelo con ejemplos contundentes. Esto se debe al importante aporte de carbono al sistema; a la generación de macroporos y estructuración producidos por el sistema radicular hasta los 2 metros de profundidad; por el rastrojo perdurable en superficie - aspecto clave en siembra directa; la mejora en el balance de nutrientes (el 90 % de los productores fertilizan en alguna medida el cultivo de maíz) que, en promedio, mejora el equilibrio de los aportes de nitrógeno, fósforo y azufre con las extracciones, y por el incremento del rendimiento en cultivos sucesores.

“Los cultivos antecesores se ven por el rastrojo que queda en superficie tanto co

Temas en esta nota