La soja volvió a caer y perforó los u$s 500, su menor nivel en dos meses

Los commodities agrícolas volvieron ayer a darle malas noticias a la Argentina, al perder casi 10 dólares por tonelada en apenas una rueda, y con los fondos especulativos deshaciéndose de posiciones en en Chicago.

Por
16deSeptiembrede2011a las07:39

En especial, la preocupación local vino con el comportamiento nuevamente bajista la soja, uno de los indicadores más monitoreados dado su importancia en la garantía del superávit comercial y del ingreso de dólares frescos al país. La oleaginosa perdió ayer 1,77% en Chicago, y terminó en u$s 499 la tonelada, el nivel más bajo en más de dos meses, desde principios de julio.

La retracción de ayer se convirtió en la cuarta consecutiva que los futuros de la soja en el principal mercado granario del mundo. Luego de que, contra todos los pronósticos, el Departamento de Agricultura estadounidense (Usda) subiera de manera sorpresiva la previsión de oferta de la oleaginosa para los próximos meses.

Así, desde el lunes, la soja a noviembre perdió 5%. El declive alcanza el 6,5% comparado con el máximo de los últimos tres años que ese contrato marcó el 30 de agosto último, a u$s 534 la tonelada. Los analistas consideran que ahora el mercado sojero está sobrevendido, por lo que no descartaban repuntes en las próximas ruedas. Anoche, en el mercado continuo, la oleaginosa conseguía volver a colocarse apenas por encima de los u$s 500 por tonelada.

Las órdenes de venta de los fondos especulativos estuvieron a la orden del día y se estima que solamente ayer se desprendieron de un estimado de 8.000 contratos que tenían en la oleaginosa.

Si bien el actual precio global representa el valor de equilibrio que las autoridades consideran como un promedio aceptable, el desplome de las últimas dos semanas –que al cierre de ayer ubica al poroto por debajo del promedio móvil de los 100 días– enciende algunas alertas, sobre todo en momentos en que arranca la siembra del ciclo grueso.
Aunque buena parte de la cosecha 2010/11 local ya fue vendida, en números gruesos, la caída de las últimas dos semanas implicó que la campaña sojera valiera u$s 1.820 millones menos que a fines de agosto. No obstante, los números globales siguen siendo muy superiores a los del año previo, aun cuando la cosecha fue de 52 millones de toneladas, contra 55 del ciclo anterior.

La soja no fue la única que sufrió ayer en Chicago, aunque volvió a demostrar que pese a las caídas sigue siendo el commodity agrícola que menos responde a la alta volatilidad de los últimos meses.

El maíz y el trigo también perdieron posiciones, en una jornada de correcciones técnicas, según explican los analistas.

El maíz perdió 3,15%, hasta u$s 276 la tonelada, con lo que quedó en el menor valor en los últimos 5 meses y perforó hacia abajo la media móvil de los últimos 50 días.

“El nuevo soporte puede estar en u$s 275 por tonelada, donde parecería que hay una suerte de soporte psicológico, pero no hay que descartar que se perfore si los fondos siguen vendiendo y se podría llegar a estar 10 dólares abajo de éste”, comentó José Frogone, analista de la corredora de granos Cortina Beruatto.
El trigo tampoco quedó ajeno al repliegue. Cayó 1,54%, hasta u$s 255 la tonelada, presionado por las retracciones del maíz.

El contagio de las retracciones externas no tardó en llegar a los negocios locales. Los habituales compradores redujeron sus ofertas para la soja y el maíz, que con la liberación de cupo de la nueva campaña debería haber valido un poco más. Sin embargo, los precios ofrecidos siguen siendo bajos, con lo que los productores se mantienen alejados del recinto.

Por Paula López.

Temas en esta nota