Buen clima alienta rendimiento aceptable en cultivos de EE.UU.

La campaña norteamericana 2013/14 de los principales cultivos de verano transcurre sin mayores complicaciones y con clima benigno, lo que alimenta la teoría de que en pocas semanas más, de no complicarse este panorama, el escenario productivo de este país se definirá con rendimientos aceptables.

Por |
Buen clima alienta rendimiento aceptable en cultivos de EE.UU.
08deAgostode2013a las07:25

Existe una marcada correlación entre las temperaturas que se registran entre finales de julio y principios de agosto y los rendimientos finales del cultivo de maíz. De persistir temperaturas poco elevadas y precipitaciones normales en lo que resta del proceso de polinización, los rendimientos se podrán ver beneficiados por esta circunstancia. Sin embargo, y por el lado de los cultivos de soja, los veranos frescos como el actual tienen una incidencia negativa en el contenido de aceite en el grano.

Resultará sumamente importante continuar monitoreando las temperaturas en el medio-oeste norteamericano, dado lo vulnerable que resultarán en esta temporada los episodios de heladas tempranas que se puedan registrar en el curso de los próximos dos meses y que podrán afectar a todos los cultivos de verano, ya que ellos fueron implantados tardíamente.

Comienzan a surgir las habituales estimaciones privadas de producción en los EE.UU. por parte de empresas vinculadas al análisis del clima, firmas comerciales y corredoras. En este sentido, la consultora Lanworth, utilizando para sus mediciones tecnología satelital, proyecta una campaña de maíz de 355 millones de toneladas, con un rendimiento promedio nacional de 9.949 kilos por hectárea. En su último reporte mensual, el Departamento de Agricultura de los EE.UU. (USDA) proyectó una campaña de 354,3 millones de toneladas. 

Para el cultivo de soja, Lanworth proyecta una campaña norteamericana de 91,4 millones de toneladas, con rendimientos de 2.885 kilos por hectárea, algo menos que la proyección de 93,08 millones de toneladas anticipada por el USDA en su último informe.

La corredora norteamericana F.C.Stone coincidió con la estimación de maíz de Lanworth, aunque recortó la de soja a 90.08 millones de toneladas.

En la Argentina se especula que las bajas cotizaciones del maíz para la nueva campaña favorecerán una mayor siembra de soja. A pesar de que las cotizaciones de la oleaginosa han declinado sostenidamente en el curso de estas últimas semanas, el maíz se vería más afectado aún por la baja en sus cotizaciones, dada su costosa implantación. 

La variable de ajuste de los mayores costos de esta temporada podrán ser los arrendamientos, que ya evidencian una disminución en relación con las últimas campañas, aunque en muchos casos no descendieron tanto como pretenden los eventuales arrendatarios. Se escuchan convenios que contemplan un recorte en los montos de alquiler fijos, combinaciones de montos más reducidos con kilos o directamente kilos a cosecha. La pulseada en esta campaña promete extenderse hasta el límite para la siembra de los cultivos de verano en muchos casos.

Si la superficie a implantar con maíz se redujese -como piensa casi todo el mercado- y la de soja creciese a los 20 millones de hectáreas, con rendimientos normales, la cosecha podría ser bastante superior a la pronosticada actualmente por el USDA, de 53,5 millones de toneladas, lo que de por sí constituiría un récord productivo, al superar el volumen logrado en la campaña 2009/10, que fue de 53 millones de toneladas.

La campaña 2013/14 deberá ser arbitrada íntegramente y de un modo flexible. Para cumplir con esta meta, las opciones con vencimiento en mayo en el MATba o en julio para los contratos Chicago de este mercado lucen como una buena alternativa.

A su vez, el USDA reveló esta semana que el 64% de los cultivos de maíz se encuentra en situación "buena a excelente" en comparación con el 63% de la semana anterior y el 23% del año pasado a esta fecha. Ya atravesó la etapa de polinización el 86% de los cultivos implantados, en comparación con el 71% de la semana anterior y el 98% del promedio de las últimas cinco campañas.

Con respecto a la soja, los cultivos "buenos a excelentes" alcanzan al 64%, en comparación con el 63% de la semana anterior y el 29% del año anterior. El trigo de primavera "bueno a excelente" llega al 68%, sin cambios en relación con la semana anterior y el 63% del año anterior. En cuanto a la cosecha de trigo de invierno, ésta se encuentra realizada en un 87%, comparado con el 81% de la semana anterior y el 86% del promedio de los últimos cinco años.

(*) Director de Panagrícola SA

Temas en esta nota