Municipios bonaerenses redoblan la presión impositiva sobre el campo

En varios partidos ya se aprobó para 2014 un alza de 25 a 30% en la tasa vial para mantenimiento de caminos.

Por
Municipios bonaerenses redoblan la presión impositiva sobre el campo
14deDiciembrede2013a las08:26

Mientras el gobernador bonaerense, Daniel Scioli, tiene frenado por el momento un aumento de 18% en el impuesto inmobiliario rural, intendentes radicales, kirchneristas y massistas decidieron redoblar la presión impositiva sobre el campo con subas en las tasas viales para caminos que van de 25 a 30%, en promedio, pero con casos que trepan a más del 40 por ciento.

Así se desprende de un relevamiento realizado por la Sociedad Rural Argentina (SRA), que revela que además del incremento de esa carga en los municipios se está buscando aumentar la presión con nuevos tributos, como tasas sobre los combustibles, y hasta para el combate de plagas que afectan a la agricultura.

En Buenos Aires, 113 de los 134 municipios cobran la tasa vial. Es su segundo recurso, con 22 por ciento del total de los recursos. En 52 municipios, que representan el 38% de los 134 existentes, es directamente la principal fuente de ingresos anuales.

Durante 2013, la tasa vial ya aumentó entre un 25 y 30 por ciento en los diferentes partidos.

En Junín, donde gobierna el intendente Mario Meoni, ex radical K, luego radical cobista y ahora vinculado con Sergio Massa, se fijó a través del presupuesto un aumento del 43 por ciento.

Los productores intentaron dialogar con el intendente, pero no tuvieron éxito. En Junín, cuentan los ruralistas, el servicio que se presta a cambio de esa tasa es "pésimo".

"No hay caminos; están rotos. Prestan un servicio pésimo y la maquinaria está obsoleta", afirmó a LA NACION Rodrigo Esponda, vicepresidente de la Sociedad Rural local.

Allí la tasa incluye un porcentaje para renovar maquinaria, pero el equipo más moderno data de 1999.

En Junín también se votó una suba del 58% en marcas y señales y se creó, además, una tasa de 12 centavos por litro a los combustibles, que afecta en este último caso a todos los habitantes y no sólo a los productores.

"En cuanto se aplique [la tasa a los combustibles] vamos a presentar un amparo", precisó Esponda.

En Pergamino, donde cuyo jefe comunal es el radical Omar Pacini, el incremento de la tasa vial es del 25%. La última cuota de 2013 está en $ 62 por hectárea y se irá a $ 78 con el aumento.

"Entendemos que el municipio necesita subir las tasas porque todo viene aumentando, pero a nosotros cualquier incremento nos repercute en la rentabilidad y no tenemos forma de trasladar esto porque no somos formadores de precios", señaló Pablo Sorasio, presidente de la Sociedad Rural de Pergamino.

En Pergamino también se intentó poner un gravamen sobre los combustibles, de 10 centavos por litro para las naftas y el gasoil premium y 5 centavos para el gasoil común. "Lo quisieron poner y nos opusimos", indicó Sorasio.

En Nueve de Julio, cuyo intendente es el radical Walter Battistella, se busca un aumento segmentado a los campos, que pagan $ 43 por hectárea. La idea es que al ser progresiva la tasa se lleve de $ 52 por hectárea a 69 pesos por hectárea.

Con lo que ya se recauda en ese municipio se podrían pasar 8 veces por los 2400 kilómetros de caminos que hay allí, pero, según los productores, sólo se hace una cuarta parte.

PARA OTROS FINES

Ezequiel De Freijo, analista de la SRA, advirtió que hay varios partidos queriendo introducir una tasa progresiva. Pero como el servicio de la tasa está atado a su valor por hectárea no corresponde que por tener más hectáreas haya que pagar más.

"No se puede poner cualquier cosa [en el valor]", dijo De Freijo, que agregó que hay partidos donde las tasas se usan para financiar gastos para otros fines.

Entre otros casos, en Las Flores, el jefe comunal kirchnerista Alberto Gelené proyecta subir la tasa en un promedio del 27%. Hoy es progresiva, de 12 a 42 pesos por hectárea por año, y treparía 27 por ciento.

También en Ayacucho, donde el intendente es el radical Pablo Zubiaurre, se vienen aumentos. Allí se calculó en el presupuesto una suba del 30% en la tasa vial y 20% en guías, marcas y señales.

En General Villegas, donde el jefe comunal es Horacio Pascual, que reemplazó al ex intendente y ahora diputado nacional por el massismo Gilberto Alegre, el incremento de la tasa vial se ubicará en 25%. De 58 pesos por hectárea por año se irá a 72,50 pesos.

Al margen de la creación de tasas extras como la de combustibles en Junín, hay otras iniciativas que en principio parecen contar con el aval de productores.

En Saladillo, por ejemplo, existen negociaciones por una tasa para financiar una campaña contra la cotorra, que provoca daños en girasol.

"Está en discusión. Es una idea entre productores y la municipalidad. Hay muchas cotorras; están haciendo destrozos", contó Gonzalo Villegas, secretario de la Sociedad Rural de Saladillo.

MÁS SUBAS DE COSTOS PARA LA PRODUCCIÓN

30% aumento

Es el ajuste que tendrán las tasas viales, en promedio, en la provincia de Buenos Aires

Progresividad

En algunos partidos se va introduciendo la progresividad de las tasas, por la cual se debería pagar más según la cantidad de hectáreas

43% en Junín

Es el incremento que se presupuestó para la tasa en esa ciudad, según los productores

También al combustible

En esa ciudad también se impulsó la creación de una tasa a los combustibles, rechazada por el campo

Temas en esta nota