Rinde de indiferencia en trigo, por las nubes

En la zona oeste de Buenos Aires, en campo arrendado el rinde de indiferencia para cubrir costos totales en trigo es de 58 qq/ha, imposible de lograr en la zona.

Por |
Fuente: Márgenes Agropecuarios

Fuente: Márgenes Agropecuarios

14deNoviembrede2014a las07:51

El cuadro adjunto muestra la proyección de resultados para la zona oeste de Buenos Aires, sobre la base de los precios estimados a cosecha 2015 para trigo y granos gruesos. Se presentan las cifras para los cultivos realizados por administración en campo propio y bajo la forma de arrendamiento en campos de terceros.

Buen ritmo para la siembra de soja

Avanza a buen ritmo la siembra de soja de 1ª en la zona, favorecida por la sucesión de días soleados. En las partes más altas de los lotes empieza a faltar humedad superficial. En general hay humedad adecuada en el perfil del suelo para asegurar un buen nacimiento de lo ya sembrado.

El maíz muestra buen desarrollo y se están realizando aplicaciones de urea. La superficie de maíz temprano disminuyó en forma marcada, y en los próximos días comienza la siembra de maíz tardío.

Alzas en el precio de la soja y el maíz

En las últimas dos semanas y en forma previa al último informe del USDA se registraron algunas alzas en los precios de la soja y el maíz. Estos movimientos se reflejaron en el MATba.

La soja mayo/15 cotizaba al cierre 10 u$s/t más que un mes atrás (253 vs. 243 u$s/t), y el maíz abril/15 mostraba una mejora de 5 u$s/t respecto al precio de hace un mes (130 vs. 125 u$s/t). El precio del trigo para la posición enero/15 en cambio, muestra una caída de 6 u$s/t (144 vs. 150 u$s/t).

Sólo la soja y el girasol escapan al quebranto

Para siembras por administración en campo propio, sólo la soja de 1ª el girasol y la soja de 2ª en el rango alto de rinde logran escapar del quebranto. El rinde de indiferencia para cubrir los costos totales en el cultivo de trigo es de 48 qq/ha, en soja 2ª es de 19 qq/ha, en maíz es de 96 qq/ha, en girasol de 19 qq/ha y en soja de 1ª de 29 qq/ha.

En campo arrendado el rinde de indiferencia para cubrir costos totales en trigo es de 58 qq/ha (imposible de lograr en la zona), en soja de 2ª de 23 qq/ha, en maíz de 108 qq/ha, en girasol de 24 qq/ha, y en soja de 1ª de 35 qq/ha. Para alcanzar estos rindes se necesita un clima perfecto.

Impacto regresivo de las retenciones

El alza en la soja ayudó un poco a las proyecciones para siembras en campo propio, pero quedaron cortas para siembras en campo arrendado. El alza en maíz sólo achicó un poco el quebranto proyectado. En este caso, para salir del quebranto en campo arrendado con un rinde de 70 qq/ha, se necesita un precio de al menos 165 u$s/t.

La diferencia de precio necesaria (35 u$s/t) es una cifra muy cercana al monto de retenciones que se le descuentan al maíz. En efecto, con un precio FOB a cosecha actual de 183 u$s/t para abril/15, el monto de la retención (20% sobre FOB) es de 37 u$s/t. Esta sencilla cuenta pone en evidencia el impacto regresivo de las retenciones a las exportaciones.

Temas en esta nota