Calor y humedad para el fin de semana

Las elevadas temperaturas y el gran contenido de humedad serán el denominador común de un fin de semana que espera quebrar largamente la barrera de los 30°C. La combinación de estos dos factores configurarán un ambiente poco confortable.

Por |
06deMarzode2015a las17:35

A lo largo de la semana, el elevado contenido de humedad generó condiciones climáticas inestables y altas temperaturas. De acuerdo a los pronósticos, este escenario continuaría durante el fin de semana y las marcas térmicas superarían los 30°C.

Esta conjunción configuraría un ambiente con condiciones poco confortables aunque la probabilidad de lluvias sólo se  presentaría en el norte del territorio nacional. Por lo pronto, las lluvias no reaparecerían en la región pampeana salvo en los bordes del oeste, quizá en áreas de San Luis o el extremo noroeste de Córdoba. De esta manera, las zonas más afectadas por las abundantes precipitaciones parecerían quedar fuera de su alcance.

Así, los marcados excesos hídricos que pueden observarse en el centro del país y que ciertamente determinan una situación crítica, podrían comenzar a retroceder muy lentamente.

En Brasil, por otro lado, se espera que las condiciones climáticas estén signadas por abundantes precipitaciones en forma de tormentas severas. Sin embargo, la región productora por excelencia no se vería afectada por dicha amenaza. Posteriormente, los vientos provenientes del sector norte reactivarían el calor.

Impacto en los precios

Sin dudas, los eventos climáticos adversos registrados sobre la región central del país traerán consecuencias para el volumen final de cosecha gruesa de nuestro país, pero esta posible merma aún es incierta.

Por lo pronto, las estimaciones de producción continúan presionando las cotizaciones de los cultivos.

Por otro lado, sobre el territorio brasilero los pronósticos indican que se podrían registrar lluvias y tormentas severas, aunque la zona productora por excelencia no sería víctima de estas condiciones climáticas adversas. Con lo cual, las tareas de recolección podrían continuar con normalidad presionando las cotizaciones.

Temas en esta nota