Federación Agraria pidió un "Bono Verde" para inundados

El titular de la Federación Agraria, Omar Príncipe, en reunión con el INTA, la BCR, Cooperativas y Gobierno de Santa Fe, anticipó que la organización solicitará “una ayuda integral, más amplia que la prevista por la Ley de Emergencia.

Por
Príncipe: "Miles de agricultores no podrán reinsertarse en el sistema productivo”

Príncipe: "Miles de agricultores no podrán reinsertarse en el sistema productivo”

04deMayode2016a las10:07

El martes 3 se realizó en la sede central de la Federación Agraria Argentina, un importante encuentro para analizar el impacto de la emergencia hídrica en la provincia de Santa Fe. La reunión estuvo encabezada por el presidente de FAA,  Omar Príncipe y contó con la presencia del ministro de la Producción de esa provincia, Luis Contigiani. También asistieron filiales federadas de varias regiones santafesinas; el director provincial del INTA, José Luis Sponton; el Director de Informaciones y Estudios Económicos de la Bolsa de Comercio de Rosario, Julio Calzada; los presidentes de Agricultores Federados Argentinos SCL y la Federación de Cooperativas Federadas (FECOFE), el Secretario de Agricultura provincial, Carlos Corvalán y el director de Lechería, Pedro Morini.

Omar Príncipe señaló: “Acá tiene que haber una ayuda integral, no alcanza con soluciones ordinarias ni de coyuntura. Vamos a presentar al gobierno nacional una propuesta en estos días de un ‘bono verde’, que permita reinsertar a productores. Se trataría de una línea de financiamiento con plazos amplios de pago, con un año de gracia, que se devuelva a valor producto”.

El titular federado agregó: “Debemos recordar el escenario del cual venimos. Antes de que empiece a llover, ya los pequeños y medianos productores estábamos atravesando una crisis por la pérdida de rentabilidad. Por eso decimos que en lo inmediato, se trata de sacar la producción de los campos inundados, como se pueda. Y asegurar a los que hacen carne o leche, la comida necesaria para que no tengan que malvender sus animales. Pero hace falta pensar en soluciones de fondo, porque además de la prórroga de impuestos determinada por la Ley de Emergencia, hay que refinanciar a los productores endeudados. Y en este punto, es importante el rol del movimiento cooperativo, porque cuando hay un productor que no sea sujeto de crédito, sí puede aparecer la cooperativa”.

A su turno, el ministro Contigiani explicó: “En el marco de esta crisis, con millonarias pérdidas en toda la Región Centro y un fuerte impacto social en decenas de localidades, Santa Fe está siendo la provincia más afectada. Los efectos sobre el sistema productivo son devastadores. El impacto de esta emergencia hídrica es nunca antes visto en nuestro territorio. Por eso repetimos que ante una situación extraordinaria, no alcanza con medidas de rutina. De esto no podremos salir sin la ayuda del gobierno federal. Acá se requiere un salvataje financiero con un año de gracia, para que vuelvan a reactivar su producción. Estamos hablando de productores tamberos en situación de quebranto, arroceros trabajando por debajo del costo de producción, productores de soja que van a cosechar menos y de peor calidad. Así como se ha beneficiado a sectores petroleros o mineros, se debería salvar a los productores”.

Datos aportados por BCR

Si bien hasta que no finalice la cosecha es imposible determinar con exactitud las pérdidas totales a nivel nacional por inundaciones, ya se puede informar por los datos brindados al momento que ya se han perdido 1.200 millones de dólares, de los cuales U$S 910 M pertenecen a campos de Santa Fe. Es decir, que en la provincia se dieron hasta ahora el 71 por ciento de las pérdidas a nivel nacional.

En volumen, en la provincia de Santa Fe se pasó de un promedio que estaba teniendo la cosecha al 1 de marzo de 40 quintales promedio por hectárea, a 30 quintales. Lo que se perdió en promedio hasta ahora es un 18 por ciento  de la producción de soja.

Respecto a la calidad, los cultivos del centro sur santafesino perdieron entre un 20 y un 80 por ciento. Mientras que en el sur de Santa Fe, las pérdidas de calidad oscilan entre el 5 y el 30 por ciento.

Datos aportados por INTA

Por la suba de las napas, los campos altos ya son bajos. Además de las millonarias pérdidas, debemos tener en cuenta que de los 23 mil productores que tiene la provincia de Santa Fe, hay 20 mil que están en riesgo de desaparición.

Raúl Mariani (Presidente AFA): 

“Hay productores desesperados. En zonas como San Martín de las Escobas, hemos detectado más del 50 por ciento de pérdidas. Acá se necesitan créditos con 18 o 24 meses de gracia, para poder volver a sembrar, para pagar las deudas”.

Juan Manuel Rossi (FECOFE): 

“Las cooperativas estamos desfinanciadas. Estamos en riesgo de quebrar al igual que nuestros productores. Valoramos la permanente presencia del Ministerio de la Producción ante esto que estamos viviendo. Y pedimos al gobierno nacional que garantice las soluciones.

Rosa Menna (FAA Villa Minetti): 

“A nosotros en el norte de Santa Fe nos llovió como nunca en la historia. Las napas subieron y el agua nos viene desde abajo. En los campos adonde se entró a cosechar no se pueda sacar la producción por el estado de los caminos”.

.

 

Temas en esta nota

Seguí leyendo