La importancia del control de malezas durante el barbecho largo

Luego de un cierre de campaña con rendimientos prometedores, Lucas Díaz Panizza, jefe de producto Nufarm, resalta la importancia de tener unos buenos barbechos y de controlar las malezas temprano.

Por |
Durante el barbecho lo que se busca lograr es hacer un buen control de malezas para evitar que consuman recursos, principalmente el agua que está disponible en el suelo.

Durante el barbecho lo que se busca lograr es hacer un buen control de malezas para evitar que consuman recursos, principalmente el agua que está disponible en el suelo.

12deAbrilde2017a las15:23

Recorriendo algunos campos ya se puede vislumbrar a pleno la cosecha: máquinas en las rutas y en los campos trabajando incansablemente. Lucas Díaz Panizza, jefe de producto Nufarm, augura muy buenas perspectivas de rendimiento: “Llevamos un grado de avance del 10 % de la cosecha de soja, un 15 % en maíz; el girasol está prácticamente todo cosechado. Se estiman muy buenos rendimientos. En promedio se está hablando de unos 9 mil kilos para maíz y 4 mil kilos de soja”.

Los motivos por los cuales la campaña resultó exitosa tiene que ver con las condiciones que se dieron durante la misma: “La realidad es que los cultivos estuvieron muy sanos, muy poco afectados por insectos y enfermedades y eso se tradujo en buenos rendimientos”.

Si bien en estos últimos días las condiciones climáticas afectaron muchos partidos, sobre todo los de la provincia de Buenos Aires, Junín, Villegas, Rojas, con campos inundados y muchas pérdidas, a nivel nacional se espera un muy buen cierre de campaña.

Más maíz

Díaz Panizza cuenta que en los últimos años se viene observando que, cada una hectárea de maíz, se encontraban cinco de soja. En esta campaña, esa relación se modificó. “Este año tuvimos una relación de 4 a 1, es decir que se mejoró, se incrementaron la cantidad de hectáreas de maíz sembradas”.

Esto tiene que ver con dos motivos. Como cuenta Díaz Panizza: “Por un lado, esto se debe al cambio de las reglas de juego por parte del Gobierno, lo que alentó mucho más a la producción de maíz y por otro lado tiene que ver con una mayor concientización por parte del productor de tener que rotar sus lotes por el tema del manejo de malezas”.

La campaña que se viene

El jefe de producto de Nufarm sostiene que, proyectando para la campaña que se viene, esta relación de 4 a 1 puede incluso seguir mejorando, por los dos motivos mencionados anteriormente. Además, cuenta que se está viendo un aumento en la intención de siembra de cereales de invierno:  “Esto es muy bueno desde el punto de vista de rotación para el control de malezas, para preservar la fertilidad del suelo y hacer más sustentable todo el sistema”. 

Barbechos largos

“Ya tenemos que estar pensando en los barbechos largos, esta etapa en la cual se prepara lo que sería la cama de siembra para los próximos cultivos”, expresa Díaz Panizza.

En ese sentido Nufarm está trabajando fuertemente haciendo campañas de promoción de diferentes productos, particularmente de tres: el Credit Full, el Kamba full y el Weedar full, es decir glifosato dicamba y 2,4 D. 

“Son tres productos únicos en el mercado porque tienen una tecnología de formulación innovadora que combina dos tipos de sales, esto hace que sean de altísima eficacia y un control mucho más rápido que otros productos en el mercado. Son productos de amplio espectro, que entre otras características poseen un mayor quemado inicial de las malezas por una mayor velocidad de absorción y translocación, con mayor concentración de activo, alta compatibilidad en mezcla de tanques sin precipitaciones”, detalla Díaz Panizza. 

Durante el barbecho lo que se busca lograr es hacer un buen control de malezas para evitar que consuman recursos, principalmente el agua que está disponible en el suelo. ”Lo que estamos haciendo es una serie de charlas a campo con productores, asesores y distribuidores mostrando la importancia de tener unos buenos barbechos y de controlar las malezas temprano”, cuenta Díaz Panizza. 

 

Temas en esta nota

Seguí leyendo