La necesidad de los compradores dejo un clima firme para las vacas

Los conjuntos de vacas subastados a lo largo de la semana, mantuvieron la misma predisposición de compra de los operadores.

Por |
03deAgostode2018a las16:28

MERCADO DE LINIERS

Una oferta muy limitada registró el mercado porteña en un estreno de negocios de la semana. Las ventas se realizaron con agilidad, buen interés y como ocurre en cada comienzo de semana los valores pagados no sufrieron modificaciones, adecuando los mismos a la calidad y al rentabilidad de los animales que se lograron embretar. Se operó con plaza y montos sostenidos.

En ronda siguiente y cuando los negocios se ejecutaron con animales de buena calidad y ante un ingreso moderado los negocios se practicaron con tono animado y precios que se llevaron ganancias entre 0,50 ctvo., $ 1,00 y hasta 1,50 el kilo vivo. Los novillos, las vacas y los toros fueron las categorías que mejor recorrido encontraron con la intervención activa de la demanda.

Promediando la semana se repitió la oferta moderada de la rueda precedente, esta resultó levemente superior y las ventas se concretaron con dos tendencias de plaza. Clima sostenido para la novillada y el consumo liviano y un ambiente muy firme para los vacas y los toros, categorías que cerraron la rueda con una importante mejora promedio de $ 3,00 el kilo vivo.

Considerable suba de la oferta en Liniers, en el cierre del ciclo comercial. Al mejorar el estado de los caminos, las ventas para los novillos pesados y las distintas categorías y clasificaciones de vacas lograron mantener estabilidad en cada negocio. El consumo liviano con una demanda selectiva se vendió con bajas entre $ 1,00 y $ 2,00 el kilo vivo, siendo notoria la pérdida en lotes regulares

MERCADO DE GANADO ROSARIO

Arrancó la semana con distintos escenarios de plaza. Los animales de reconocida calidad, estado y terminación marcaron una clara diferencia con los conjuntos que no reunían las mismas condiciones. Hubo firmeza cuando se comercializaron las vacas y los lotes livianos de buen rendimiento, el resto se negoció con selectividad.

En la segunda y última etapa, la oferta fue pobre en volumen y lo poco encerrado fue vendido de manera rápida y se respetó la calidad de los conjuntos para convalidar los valores del día. 

Temas en esta nota

Seguí leyendo