Se define hoy el caso de los jueces desplazados: la Mesa de Enlace compartió su postura

"Es más necesario que nunca que cada poder de la Nación, pueda ejercer su función y su rol con absoluta libertad y autonomía", destacan las entidades del campo.

Por
Se define hoy el caso de los jueces desplazados: la Mesa de Enlace compartió su postura
29deSeptiembrede2020a las06:44

"La división de poderes es el pilar fundamental de la Constitución y el principio sobre el cual se asienta el orden republicano que define a nuestra Nación", destaca un reciente comunicado de la Mesa de Enlace.

"Es la esencia, asimismo, del equilibrio que debe regir entre los tres poderes del Estado y lo que le da sustento a la democracia que tanto esfuerzo nos ha costado construir a través de generaciones. Su consolidación y madurez requieren el compromiso de todos los argentinos, independientemente del lugar y del cargo que ocupemos", agrega.

"En estas horas en que se dirime la independencia y la calidad de nuestra Justicia y del ordenamiento jurídico que enmarca las acciones públicas y privadas, es más necesario que nunca que cada poder de la Nación, pueda ejercer su función y su rol con absoluta libertad y autonomía", concluye.

La Corte Suprema tratará hoy en "acuerdo extraordinario" el pedido de "per saltum" de los tres jueces que resisten la medida del Senado de suspender sus traslados por haberse consumado sin su acuerdo, como estipula la Constitución.

En rigor, se trata de una iniciativa del presidente de la Corte, Carlos Rosenkrantz, en la convicción de que "los planteos de los jueces (Leopoldo) Bruglia, (Pablo) Bertuzzi y (Germán) Castelli son planteos de naturaleza muy excepcional que, por ésta y otras razones, requieren ser analizados con muchísimo detenimiento".

"La Corte tiene la responsabilidad, en casos como éste, de dar certidumbre a la ciudadanía sobre el trámite que se impondrá a los planteos de los jueces involucrados", dijo el presidente del máximo tribunal desde 2018.

Los jueces obtuvieron el apoyo de sectores de la oposición, principalmente de dirigentes de Juntos por el Cambio, el respaldo de parte de la sociedad y de referentes de la denominada "corporación judicial".

En vísperas del fallo, manifestantes realizaron ayer un "escrache" frente a la casa de Ricardo Lorenzetti, actual ministro de la Corte, y quien fue su presidente durante más de una década. Una iniciativa que muy rápidamente cosechó el rechazo de todo el arco político.

El presidente Alberto Fernández elevó la acción de los manifestantes a "lo más vil del fascismo y nazismo" y se solidarizó con Lorenzetti, al igual que la ministra de Justicia, Marcela Losardo, que dijo que "se está generando violencia y atentando contra el orden democrático".

Desde la oposición, el expresidente Mauricio Macri señaló en su cuenta de Twitter que "la Corte debe fallar conforme a derecho, sin presiones de ninguna índole. No es bueno para la República afectar la tranquilidad de los jueces Rosenkrantz, Lorenzetti, Highton, Maqueda y Rosatti. Tenemos que respetar a la Justicia y dejarla actuar.

En igual sentido, se pronunció el principal dirigente de la oposición con responsabilidad de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, también en su cuenta de Twitter, cuando señaló que "repudio profundamente los hechos ocurridos frente a la casa de Lorenzetti. Me solidarizo con él y con su familia. Todos tenemos que trabajar, siempre, por una Justicia independiente".

Temas en esta nota

Cargando...