De la Rúa intentará bajar las tarifas de los peajes

Por
13deDiciembrede1999a las09:46

El ministro de Infraestructura y Vivienda, Nicolás Gallo, rechazó la renegociación que impulsó el ex presidente Carlos Menem en loscontratos de las rutas con peaje. También advirtió que el actual gobierno noaceptará canjear la deuda de 200 millones de pesos que tiene el Estado con lasempresas por una prórroga en los años de concesión.

"La directiva del presidente Fernando de la Rúa es reducir todo lo quese pueda las tarifas de los peajes y de los servicios públicos para hacer bajarel costo argentino", precisó Gallo.

"En el 2003 se licita todo. En aquellos corredores viales en quehubiera un pasivo por una deuda del Estado, se licitará con el pasivo y seharía en un plazo mucho más razonable, para que las tarifas sean bajas",explicó el flamante ministro, amigo personal del Presidente y ex funcionariodel Gobierno de la Ciudad.

Incluso algunos técnicos de la nueva administración estudian la posibilidadde que los concesionarios de los corredores viales conviertan a las rutasnacionales en autovías (al estilo de la ruta 2, que va a Mar del Plata). Oque en los casos en que no sea necesario, por el escaso flujo de autos, podríaexigírseles a las empresas que se ocupen del mantenimiento de las rutascolaterales o zonales. En esos casos deberían intervenir en las renegociacionestanto los municipios como las provincias.

La deuda de los 200 millones de pesos que mencionó Gallo sería un dato queutilizarían los concesionarios como carta de negociación con las nuevasautoridades.

También la referencia del ministro a la renegociación anterior fue unaclara alusión a la política que implementó el gobierno de Menem en loreferido a los trenes. Nueve días antes del traspaso de mando, el expresidente firmó un decreto para subir hasta 129% los boletos en los trenespara las líneas Roca, San Martín, Belgrano Sur y Norte. Pero además, esemismo decreto extiende hasta el 2025 esas concesiones y prorrogó por otros 5años los subsidios.

Respecto al tema de los subsidios, pero en el capítulo de los peajes, Gallodijo ayer en declaraciones radiales que la intención de las nuevas autoridadeses eliminar esos subsidios, que rozarían los 80 millones de pesosanuales, y que podrían destinarse a obras nuevas.

Las charlas informales entre las nuevas autoridades y las empresas deservicios públicos y de peajes vendrían realizándose desde antes de laselecciones de octubre, pero hasta ahora no hay nada formal. Ayer Gallo admitióque "ninguna empresa ha admitido todavía la posibilidad de impulsar unrecorte tarifario". Pero también aclaró que, por el momento, "nohemos recibido ningún rechazo frontal" por parte de esas compañías.

La intención del actual gobierno de rebajar las tarifas de todos losservicios públicos fue una de las primeras medidas que De la Rúa anuncióantes de asumir. Incluso se mencionó la aplicación de un impuesto a lasprivatizadas, pero finalmente esa idea se descartó.

Fuente: Clarín

Temas en esta nota

    Cargando...