Perdura la tendencia alcista del trigo

06deEnerode2000a las08:17

Influencia: con la atención puesta en el mercado de Chicago, los valores del cereal subieron; la soja cerró con resultado positivo.

Con la atención focalizada en el mercado triguero de Chicago, donde se destacó una tendencia alcista sobre el final de la rueda de negocios, se realizaron las operaciones en el mercado de futuros de la Bolsa de Cereales.

La plaza local evidenció un fluido ingreso de órdenes de compra, que permitió un desarrollo animado del mercado, logrando concretar un buen volumen de contratos negociados y una tendencia final alcista para la mayoría de las posiciones.

Trigo: para la posición disponible e inmediata el ajuste quedó en 89 dólares por tonelada, al tiempo que para marzo el ajuste quedó en 95,7 dólares, subiendo 1%. Para enero se concretaron negocios entre un mínimo de 88,80 y un máximo de 90, cerrando con un ajuste vendedor de 89,60 dólares, experimentando un aumento de 1,5% respecto del cierre del martes.

En el mercado disponible la tendencia fue alcista, ante una demanda que evidenció urgencias por hacerse de mercadería. Sobre Buenos Aires los molinos ofrecieron, por la tarde, 89 pesos por tonelada, por cereal condiciones cámara, pago a 15 días; sobre Carlos Casares se manejaban 78 pesos, pago a 15 días. La exportación, sobre los puertos de Bahía Blanca, General Lagos y San Martín ofreció 89 pesos; en Necochea, con descarga asegurada, se pagaron 88 pesos y sin descarga 89 pesos; en los puertos de San Nicolás y Villa Constitución se operó en 88 pesos, con descarga.

Maíz: la rueda finalizó con resultado negativo en las posiciones de corto plazo y neutral en las de largo alcance. En el mercado a término el contrato enero quedó con un ajuste de 93 dólares, bajando casi 1% respecto al cierre anterior, en tanto que la posición febrero cerró sin cambios, quedando su ajuste en 86,50 dólares. Para abril, ingreso de la nueva cosecha, el ajuste quedó en 84 dólares.

En la plaza disponible los representantes de la exportación mostraron tranquilidad en sus intervenciones, por lo que se conoció un reducido número de negocios concretados. Sobre Bahía Blanca se pagaron 90 pesos, mientras que sobre San Martín y Rosario se estimaron factibles 95 pesos y sobre Buenos Aires se ofrecieron en forma abierta 92 pesos. Los consumos ubicados sobre el Gran Buenos Aires pagaron hasta 100 pesos, pago a 40 días. La exportación continuó interesada en adquirir mercadería de la próxima cosecha ofreciendo, en forma abierta para la mayoría de los puertos, 83 pesos, con entrega y pago en abril.

Soja: con tendencia final decididamente alcista, cerraron las cotizaciones de la oleaginosa presionadas por las subas registrada en los mercados internacionales. En el mercado a término local se concretaron un atractivo número de transacciones, el grueso de las operaciones se centró en la posición mayo, donde el ajuste quedó en 158,70 dólares, registrando una suba de 1 dólar. El contrato enero cerró en 181 dólares, subiendo el 0,8% respecto al cierre anterior, mientras que las posiciones disponible e inmediata finalizaron con un ajuste de 180,50 dólares, 1,5 dólar sobre lo pagado el martes.

En el mercado físico, las fábricas de Necochea no dieron a conocer precios en forma abierta estimándose factible un precio de 166 pesos; sobre los puertos de río arriba se pagarían 180 pesos. La exportación siguió interesada en concretar negocios con entrega y pago en mayo ofreciendo abiertamente 155 pesos por tonelada sobre General Lagos; 157 en San Martín; 155 sobre San Pedro, y 153 pesos en el puerto de Buenos Aires.

Girasol: la jornada se desarrollo con entusiasmo, y precios que evidenciaron una tendencia positiva, presionados por la fuerte suba del aceite de palma en el mercado de Rotterdam. La posición enero quedó en 153 dólares, en tanto que para abril se concretaron negocios con una ajuste de 156,30 dólares; para marzo la demanda cerró transaccion

Temas en esta nota

    Cargando...