La lechería entró en un laberinto

13deMarzode2000a las08:05

Ingresaron en Diputadosdos proyectos de ley

La lecheríaargentina ingresó en un laberinto cuya salida se hace cada vez más difícil deencontrar. A las diferencias que tienen los productores y los industriales parahallar un mecanismo que mejore el precio del producto pagado tranqueras adentro,se suman las dificultades entre las entidades nacionales agropecuarias y lasespecíficas lecheras para la confección de un único proyecto de ley parareordenar la actividad.

Mientras esas discusiones consumen valioso tiempo, las 17.500 explotacionestamberas deben esperar, cuando padecen una de las peores crisis de su historia,provocada por la brusca caída de los precios originada en una gran produccióny un frente externo dominado por los subsidios europeos y los problemasfinancieros de Brasil.

Productores e industriales están enfrentados porque los primeros exigen un mínimode 18 centavos por litro. Por menos no llegan a cubrir costos, aseveran. Losindustriales, en tanto, dicen que en las actuales condiciones de mercado nopueden acordar y pagar un precio mínimo. De todas formas, las últimas semanashubo reuniones en las que se avanzó en estudiar una banda de precios, según laevolución del mercado.

Pero quienes representan a los productores suman una interna a la cuestión.Y las diferencias han llegado al Congreso. Por un lado, ya comenzó a analizarseen la Comisión de Agricultura y Ganadería de la Cámara baja el proyectopatrocinado por el diputado Humberto Volando (Alianza-Córdoba), que propone lacreación del Instituto de Promoción de Lácteos Argentinos (IPLA) y la creaciónde un fondo que lo financie.

La iniciativa, que tiene el respaldo de las entidades nacionales (SociedadRural Argentina, Confederaciones Rurales Argentinas, Coninagro y la FederaciónAgraria Argentina), dispone para el IPLA, entre otras funciones, instrumentar unsistema que permita la evolución y transformación de la actual lechería en elmercado interno a costos mucho más bajos y capaz de exportar con ventaja.

Además, apunta a tomar medidas para corregir las distorsiones que el excesode producto ocasiona a la cadena comercial interna y propicia dotar deincentivos a la producción industrial destinada a exportación que le permitancompetir.

Por su parte, las entidades específicas (Asociación Criadores de HolandoArgentino, Unión General de Tamberos, Asociación Productores de Leche, Uniónde Productores de la Cuenca Mar y Sierras y Federación de Centros Tamberos deSanta Fe) presentaron otra iniciativa que apunta a la creación de una ComisiónArgentina de Productores de Leche Asociados (Copla) y de una Comisión Nacionalde Lechería, bajo la órbita de la Secretaría de Agricultura.

Según sus autores, este proyecto se presenta como una alternativa a lainspirada por las "entidades agropecuarias multipropósito" y una desus principales diferencias es que "pasa a ser obligatoria la consultamediante el voto directo de los productores lecheros sobre la aceptación o node hacer un aporte en dinero a un fondo y el destino que se le debe dar almismo".

Asimismo, contempla la cuotificación de la producción como una de susalternativas para recuperar el precio y la rentabilidad de la actividad, lo quetambién genera rispideces. Al respecto, Daniel Pellegrina, de la Comisión de Lácteosde la Rural, señaló que era un aspecto que su sector no compartía,"porque es imposible producir menos de lo que hacemos".

Acerca de la constitución de la Copla, las enti

Temas en esta nota

    Cargando...