Petróleo, trigo y autos, motor de las exportaciones

25deAbrilde2000a las08:48

La reactivación de la economía brasileña provocó un incremento de lademanda de productos argentinos; los envíos de granos crecieron un 36 porciento.
El gigante del Mercosur comenzó a moverse nuevamente, y sus efectos yaempezaron a sentirse en la economía argentina.
En marzo último las exportaciones argentinas a Brasil aumentaron un 26,4%, talcomo informó ayer La Nación. Los pilares sobre los que se sustenta elcrecimiento de las ventas son el petróleo, el trigo y los automóviles.

En el primer trimestre las ventas de trigo y maíz se incrementaron un 36% enrelación con el mismo período de 1999. Ya ello hay que sumarle aumentos enlácteos, mientras que en frutas se mantuvieron los mismos volúmenes del primertrimestre de 1999, pero con una tendencia de precios a la baja.

En el último mes las exportaciones de automóviles y utilitarios crecieronun 18% en relación con igual período de 1999. Sin embargo, en el trimestre lasventas a Brasil están aún un 15 % por debajo de las correspondientes al mismolapso del año anterior.

"Apuesto que lo que más influyó fue el aumento del precio delpetróleo y de la nafta, y el alza del volumen de compras de las fibras textilesargentinas", dijo a La Nación el analista jefe del banco Unibanco, Eduardode Freitas.

Las ventas de nafta argentina a Brasil aumentaron un 198% en enero último,contra el mismo mes de 1999, y un 196% en febrero, frente al mismo período delaño último.

"Brasil ha comenzado una reactivación importante, y ello empujará lacompra de alimentos a la Argentina", dijo ayer a La Nación Elio Rodríguezde Almeida, presidente del Grupo Brasil.

La producción industrial brasileña creció un 16% en febrero de este año,frente a febrero de 1999, y la expansión en el sector de bienes de capital fuedel 49,8% en el mismo período. La economía brasileña crecerá este año el4%, según las estimaciones oficiales y del FMI.

Cautela

El presidente de la Cámara de Exportadores de la República Argentina(CERA), Enrique Mantilla, señaló que hay una mejora, pero prefirió ser cautoen su evaluación. En el primer trimestre las exportaciones argentinas a Brasilaún están un 11% por debajo de las concretadas en 1998, cuando la recesión yla crisis no habían golpeado con dureza a los dos países del Mercosur,precisó. "En 1998 se exportaba más industria. Ahora se vende máscommodities (materias primas)", señaló Mantilla.

El economista Roberto Lavagna, experto en Mercosur, dijo a La Nación que haydos elementos que ayudan a un aumento de las exportaciones a Brasil: larecuperación de su economía y la mejora de los precios internacionales de losproductos que nuestro país le vende.

"Esas son condiciones internacionales, ajenas a la Argentina y unreflejo de la recuperación de la economía brasileña", señaló Lavagna.Para Alberto Alzueta, vicepresidente de la Cámara Argentino-Brasileña deComercio de Brasil, el salto de las exportaciones se explica en el petróleo yel trigo.

"Brasil compró un volumen grande de petróleo de la Argentinaaprovechando que YPF-Repsol tenían reservas acumuladas y la reducción en elprecio internacional, que empujó a Petrobras a comprar". Por otro lado,estimó Alzueta, hubo también una compra de trigo, forzada por los productoresargentinos, que estaban temerosos de que los molineros brasileños obtuvieran unpermiso para importar trigo de otros países sin el arancel del 13 por ciento.

Pero tanto Alzueta como De Freitas coinciden en que, además de la coyunturade los precios del petróleo, la Argentina está aumentando sus exportaciones aBrasil favorecida por la reactivación de esa economía. El crecimiento de laeconomía brasileña está siendo más acelerado de lo que los propios analistasesperaban. Para el Lloyds TSB, fue literalmente una "sorpresa" elcrecimiento del 15% en l

Temas en esta nota

    Cargando...