Podría haber más animales infectados

Por
10deAgostode2000a las08:42

Para el Senasa, se está en riesgo máximo.

El titular del organismo, Oscar Bruni, dijo que el problema son losmovimientos clandestinos desde Paraguay

Por ahora no cambiará el status sanitario del país

El presidente del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria(Senasa), Oscar Bruni, dijo ayer a La Nación que "estamos en un momento deriesgo máximo" por los movimientos clandestinos de hacienda desde Paraguayhacia la Argentina, que pudieron posibilitar la introducción del virus enalguna zona.

Se sabía que Bolivia tenía aftosa y se sospechaba que Paraguay también,pese a que se había declarado a sí mimo libre del mal sin vacunación.

Ahora, técnicos del Senasa evidenciaron que no es así; por eso, tantoBrasil como la Argentina le cerraron la frontera a ese país y se ordenó elsacrificio de 3000 vacunos argentinos tras haberse comprobado que habían estadoen contacto con animales aparentemente aftósicos, ingresados irregularmentedesde Paraguay.

Rastreo de tropas

Por esta razón se están rastreando desde hace 15 días todas las tropas quese han movido desde Formosa y Chaco hacia el Sur.

Esto se puede hacer porque todos tienen el documento de tránsito animal(DTA), que especifica origen, destino y cantidad de animales.

Para Bruni, se equivocaron los que creían que con la declaración de paíslibre de aftosa sin vacunación se terminaba el problema de la enfermedad en elpaís. "El mal se había erradicado, pero podía volver. Por lo tanto,había que poner énfasis en la prevención" sostuvo.

Para el titular del Senasa, el gran problema de la Argentina es la extensafrontera con Paraguay y el enorme contrabando que se genera hacia nuestroterritorio.

Por lo sucedido, la Argentina no perderá su status de país libre de aftosa.Se le dio aviso a la Organización Internacional de Epizootias (OIE) y si sellegara a detectar un foco en el territorio argentino, se procederá adenunciarlo, a sacrificar los animales infectados, a indemnizar al productor yse suspenderá el status sanitario por tres meses hasta tener totalmentecontrolados los focos.

-¿No dejamos de vacunar antes de tiempo?

-Yo ya he dicho en otras oportunidades que debimos seguir vacunando ytambién lo dijo el doctor Bernardo Cané, ex titular del Senasa, que dicho seade paso nos está ayudando mucho en estos momentos.

Por lo menos teníamos que haber seguido vacunando terneros, porque losanimales viejos con todas las vacunas que recibieron ya tenían inmunidad.

Tendría que haber sido al revés. Primero armar todo un sistema de controlde fronteras y después dejar de vacunar. Pero ahora ya está. En ese sentido,nosotros vamos a trabajar de una vez y para siempre.

-¿Qué significa que estamos en riesgo máximo?

-Que la semana próxima podría aparecer un foco de aftosa en nuestro país.Es un ejemplo de máxima que no representará la noche ni mucho menos.

Por Héctor Müller
De la Redacción de La Nación

Temas en esta nota

    Cargando...