Pérdidas agrícolas por $ 71 millones en Cordoba

27deNoviembrede2002a las08:23

La Comisión Nacional de Emergencia Agropecuaria avaló ayer sin objeciones el decreto 1848/2002 del Gobierno provincial que declaró el estado de desastre y emergencia agropecuaria en 10 departamentos afectados por temporales de granizo, y otros cinco por los incendios.

Las pérdidas en el sector agrícola ascienden a 71 millones de pesos, debido a los temporales ocurridos entre el 25 de octubre y el 3 de noviembre, informó a La Voz del Interior el secretario de Agricultura de la provincia , Gumersindo Alonso, quien presentó el decreto para que la Nación avale los beneficios impositivos y financieros.

Se contabilizaron además otros 3,1 millones de pesos de pérdidas en el sector ganadero, especialmente por mortandad de hacienda durante los incendios que se produjeron en setiembre y octubre en los departamentos del norte cordobés.

Estado de desastre

Los productores de frutales de los cinturones verdes de Córdoba y Río Cuarto, y varias pedanías de los departamentos Cruz del Eje, Minas, San Javier, Pocho y San Alberto, afectadas por los incendios, fueron declarados en estado de desastre por el término de un año, desde el 25 de octubre.

En estos casos, además de prórrogas de obligaciones bancarias y suspensión de juicios en etapa de ejecución de sentencia, se aplicará la exención de tributos, como el impuesto inmobiliario correspondiente al período, indicó Alonso.

Si bien la cartera agropecuaria provincial comenzó a procesar esta semana las declaraciones juradas de los establecimientos, Alonso consideró que hay más de un millar de productores afectados. La superficie con daños de distinto tipo supera las 230 mil hectáreas, en las que están incluidos cultivos agrícolas de la actual campaña 2002/2003 (trigo, maíz, soja, girasol), pasturas, tambos, explotaciones ganaderas y los cinturones frutihortícolas de Córdoba y Río Cuarto.

Entre setiembre y octubre se produjeron incendios de monte y pasturas naturales en los citados departamentos del norte cordobés, con afectación en pasturas naturales y monte. Además hubo mortandad de animales bovinos y caprinos, e instalaciones quemadas.

En este ítem se cuentan las pedanías San Marcos y Candelaria (departamento Cruz del Eje); Guasapampa, Ciénaga del Coro, San Carlos y La Argentina (en Minas); Luyaba, Talas, Dolores y Rosas (San Javier); Salsacate y Chancaní (Pocho), y pedanías San Pedro, Panaholma, Nono y Ambul, del departamento San Alberto.

Granizo

Posteriormente se produjeron fuertes tormentas de granizo y viento, que abarcaron distintas zonas de los departamentos Río Cuarto, Presidente Roque Sáenz Peña, Juárez Celman, General San Martín, Unión, Marcos Juárez, Río Segundo, San Justo, Tercero Arriba y Capital.

Según el decreto, la declaración de emergencia es por el término de seis meses, entre el 25 de octubre de 2002 y el 22 de abril de 2003.

"La emergencia es sinónimo de urgencia, y en este caso el decreto provincial fue suscripto sin demoras y sin objeciones por parte de la Comisión Nacional", destacó el secretario de Agricultura. Esto último, consideró, implicaría la aceptación "lisa y llana" y la homologación de los beneficios en un decreto nacional.

Granos. En agricultura, la superficie afectada por el granizo en distintos departamentos de la provincia (entre el 25 de octubre y el 3 de noviembre) es superior a 127 mil hectáreas.

Pasturas. Daño por granizo en 17.100 hectáreas, según informes preliminares de las agencias de la Secretaría de Agricultura de la Provincia.

Productos frutihortícolas. Entre 40 y 45 productores, 373 hectáreas y 35 mil metros cuadrados de invernaderos afectados por granizo en el cinturón verde de Río Cuarto; 110 productores y ocho mil hectáreas de cultivos de hoja y frutales (principalmente duraznero).

Incendios. Daños en monte y pastizales en una superficie de 82.192 hectáreas

Temas en esta nota