Buenos Aires recupera su stock ganadero

El aumento de la cantidad de cabezas permitió que su participación en el total nacional llegara al 39%.

28deAbrilde2003a las08:15

El stock ganadero en la provincia de Buenos Aires aumentó en 4 millones de cabezas, según consignó en un informe el ministerio de Asuntos Agrarios y Producción bonaerense.

En los últimos cinco años, la recuperación del stock vacuno alcanzó una significativa magnitud, especialmente en vacas y terneros, con casi tres millones de animales, lo que hizo que su participación en el total nacional, en cuanto a cantidad de animales, creciera del 35% al 39%, según expresa la cartera rural.

El relevamiento realizado en los principales distritos agropecuarios bonaerenses, indica que Buenos Aires cuenta hoy con 22.452.690 cabezas, lo que significa un alza de cuatro millones en los últimos seis años --en 1997 su número era de 18.337.891--, según los datos surgidos del recuento realizado a partir de la cantidad de ganado vacunado.

En relación a su participación en el stock ganadero nacional se ha registrado un crecimiento del 4% respecto a 1997, ya que en ese año el total argentino era de 52.930.713, según el registro del Senasa, y actualmente es de 57.725.430.

Según indicó el ministro Rafael Magnanini, este crecimiento es significativo para Buenos Aires, porque genera incremento importante en su producción y amplía la capacidad de exportar, sobre todo teniendo en cuenta la posibilidad de colocar en mercados internacionales carnes libres de aftosa.

Según esta información, el rodeo vacuno está distribuido en 8.488.980 vacas; 3.136.329 vaquillonas; 6.543.730 terneros; 1.928.138 novillitos; 1.881.594 novillos y 4.739.919 toros.

Por su ubicación, la mayor concentración de ganado bovino se da en Olavarría, con 781.144 cabezas; Ayacucho, con 780.972; General Villegas, con 662.153 y Azul, con 623.155.

Podría alcanzar un récord la demanda mundial

El comercio mundial de carne vacuna se estima que llegará al nivel récord de 6,6 millones de toneladas durante 2003, según un informe suministrado a este diario desde la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos (SAGPyA). Esto se debería al incremento de la demanda y a la menor incidencia de enfermedades relacionadas con la carne.

Las exportaciones de carne vacuna en 2003 alcanzarían un volumen de 1.163 millones de toneladas, mientras que la producción se estima que caería un 3,5%, a 12 millones de toneladas anuales. La producción de carne vacuna en los EE.UU. venía incrementándose en los últimos años debido al aumento de los pesos de faena y la liquidación de hacienda debida a las malas condiciones climáticas.

La SAGPyA estima además, que un mejoramiento de las pasturas repercutirá en la retención de vacas y vaquillonas, con el consiguiente aumento del stock vacuno, esto se traducirá en una menor producción de carne para 2003.

Esta disminución provocaría un aumento de los precios, un retraimiento del consumo y una limitada expansión de las exportaciones. Por otro lado, para 2003 se prevé un aumento de las importaciones de carne vacuna, que alcanzarían un volumen de 1,5 millones de toneladas.
Canadá es el principal proveedor de carne enfriada de alta calidad a Estados Unidos, mientras que Australia lo es en el caso de la carne congelada para procesamiento. Debido a la crisis sanitaria ocurrida en la Argentina y Uruguay en 2001, los Estados Unidos prohibieron el ingreso de carne vacuna desde estos países. Uruguay podría volver a enviar carne fresca a ese destino a fines de 2003, pero el ingreso de carne uruguaya está sujeto a una cuota anual de 20.000 toneladas.

Cortes de alta calidad en Alemania . Según las estadísticas en poder de la SAGPyA, la producción alemana de carnes resulta netamente excedentaria. No obstante la elevada producción local, la RFA importa tradicionalmente un cierto volumen de carnes y preparados

Temas en esta nota