Balance en rojo

Las primeras consecuencias del “sube y baja” de frigoríficos exportadores que operan con la cuota Hilton arrojan un resultado económico negativo para la provincia.

Por
14deJuniode2003a las07:32

Por Carlos PetroliDe nuestra Redacción

 

Las primeras consecuencias del “sube y baja” de frigoríficos exportadores que operan con la cuota Hilton arrojan un resultado económico negativo para la provincia. Por lo pronto, la exclusión de Estancias del Sur de la lista para acceder al preciado cupo europeo implica un serio escollo en la pretensión del Gobierno provincial de duplicar en poco tiempo y pasar de 1.500 a 3.000 toneladas (20 millones de dólares) la participación sobre el volumen asignado por la UE al país, que es de 28 mil toneladas.

Esto debido a que la nueva lista de buena fe del Senasa incorpora a una nueva planta local (Logros SA, de Río Segundo, que arrancaría con 500 toneladas), pero deja afuera a Estancias del Sur, uno de los “grandes” del negocio, con 1.500 toneladas como punto de partida.

Logros SA es un desprendimiento de los socios cordobeses del grupo Macri en Estancias del Sur, que reciclaron con importantes inversiones el viejo frigorífico El Duraznillo, de Río Segundo, una ciudad que sufrió en los últimos años la caída de proyectos industriales, como el de la autopartista Delphi Packard.

Estancias del Sur dejará de faenar la semana próxima, como consecuencia de su exclusión europea, según anunció la conducción de la empresa. Se abre un gran signo de interrogación sobre la continuidad de sus operaciones, amén de que podría reorientar sus negocios a otros destinos. La cuestión de fondo tiene que ver con dos aspectos, más allá de una puja no siempre limpia entre los exportadores: la credibilidad del Senasa, que vuelve a sufrir nuevos embates, y la utilización de un cupo tarifario como botín político de los gobiernos de turno.

Temas en esta nota