Torazos en rodeo propio y ajeno

Tras años de ensayo y error, el biotipo argentino vino para quedarse. Se vió en Palermo 2003. La sangre de los novillos para el mercado interno y la exportación.

09deAgostode2003a las07:13

Liliana Cobelo. DE LA REDACCION DE CLARIN

La Rural de Palermo es el tambor de resonancia de lo que pasa en el campo argentino. Y, destacándose entre semejante muestrario que se despliega como en un juego de múltiples abanicos, se encuentra la genética bovina de carne, esa que llevó años definir, y que por ensayo y error, fue modelando al actual biotipo argentino. Clarín Rural consultó a varios especialistas sobre la tendencia en genética que se vió en Palermo, que no hizo otra cosa que reflejar lo que pasa en el país.

"En Angus, se buscan animales moderados, de alta eficiencia en planteos pastoriles. Con los actuales programas de selección objetiva (ERA: evaluación reproductores Angus), podemos seleccionar animales de alta eficiencia reproductiva, bajo peso al nacer, altos pesos al destete y final, y mejorar la calidad de carne sin aumentar por ejemplo su tamaño. Todo esto era impensable hace 10 años, que seleccionábamos por fertilidad y tamaño", indicó el Ing. Alfonso Bustillo, director de la Asociación Argentina de Angus (AAA) y coordinador de la comisión técnica de la entidad.

Según la AAA, el programa ERA, iniciado en 1989 en un convenio con la unidad de genética animal del INTA, a cargo del Dr. Horacio Guitou, ha tenido un crecimiento constante. Este año se publicó el décimo tercer resumen con 1000 toros listados sobre un total de 2700 evaluados. El banco nacional de datos cuenta con 145.000 datos aportados por 180 cabañas. Ya es el segundo año que sale el listado de DEP''s (Diferencias Esperadas de la Progenie) para calidad carnicera medidos por técnicas ecográficas. En este momento, la AAA está formando una central de lectura de datos ecográficos, para el cuál se está capacitando personal en la Iowa State University. Esta central estará en funcionamiento el año próximo.

"En Palermo, en Angus, se vió claramente esta tendencia en los casi 450 animales expuestos, de un biotipo moderado, blandos, de engorde, de alta calidad racial, cada uno de ellos tenía la información de DEP''s, tanto para datos de crecimiento, fertilidad como para datos de calidad de carne. Los sistemas de producción de todo el mundo ganadero se esta apoyando cada vez más en estos programas de selección objetiva", destacó. "Hoy en día es impensable un toro sin información de DEP''s, tanto de crecimiento como de características de carcasa (área ojo bife, marmoleado, engrasamiento), eso hace 10 años no estaba disponible en la genética nacional", afirmó. Todo indica que en el corto plazo será muy difícil vender un reproductor sin sus DEP''s correspondientes.

En el camino hacia la búsqueda de un biotipo argentino ha habido aciertos y errores. "Gracias a la variabilidad genética de nuestra raza, pudimos producir cambios direccionales rápidamente corrigiendo los errores y hoy en día tenemos una ganadería cada vez mas eficiente y adaptada a nuestros sistemas de producción. Sin duda al seleccionar animales que tendrán ingestas mucho mas voluminosas por el sistema de producción pastoril propio de nuestro país se buscan biotipos con mayor capacidad ruminal y de mayor precocidad. Lo que es común en todos los sistemas es la búsqueda de eficiencia en la tasa de conversión de alimento en carne. En los Estados Unidos ya han logrado pasar de 3 kilos de materia seca de alimento por kilo de carne a una relación de 1,6 kgs materia seca por kilo de carne, esto se logro seleccionando objetivamente la genética", afirmó Bustillo.

En este camino del biotipo argentino exitoso, es indudable el trabajo de los centros de inseminación artificial, difundiendo genética tanto nacional como importada, arri

Temas en esta nota