El clima ya generó subas de 16% en soja en EE.UU.

Con el inicio de setiembre comienzan a generarse las lógicas inquietudes, en torno al próximo informe del USDA, en el que se darán a conocer nuevas estimaciones de maíz y soja en los EE.UU.

01deSeptiembrede2003a las08:27

Con el inicio de setiembre comienzan a generarse las lógicas inquietudes, en torno al próximo informe del USDA, en el que se darán a conocer nuevas estimaciones de maíz y soja en los EE.UU. Esta información no pasará inadvertida por el mercado y generará mucha inquietud entre todos los operadores. Si bien es cierto que el informe de octubre representa más adecuadamente la realidad final de la campaña norteamericana, no resulta menos cierto que la gran sorpresa del informe anterior, asociado a la particular situación climática de los Estados Unidos, genera un clima de gran expectativa en este próximo reporte de setiembre.


El mercado comienza a barajar cifras de producción de entre 251,5 mill/t a 256,5 mill/t en maíz y de entre 75 millones a 76,2 mill/t para soja.

Ambas cifras son más bajas que las reveladas en junio e inferiores también a la expectativa que el mercado tenía pocas semanas atrás, cuando el clima en el medio oeste de los EE.UU. resultaba más benigno.

Por su parte, el USDA sigue sorprendiendo a la plaza con sus rutinarios informes semanales sobre el estado de los cultivos en los EE.UU. En esta oportunidad el recorte de la ponderación de la cosecha de soja resultó ser de 8 puntos por debajo de la semana anterior, cuando el mercado aguardaba una cifra de entre 3 a 5 puntos. La soja «buena a excelente» alcanza ahora a solamente 48% de los cultivos implantados. En maíz, la caída de la calificación de los cultivos fue de 10 puntos porcentuales y los cultivos «buenos a excelentes» llegan a 50%. Para darnos una idea del impacto que el clima tuvo en los últimos dos meses en el «corn belt» norteamericano, cabría recordar que en el informe del 30 de junio pasado. los cultivos de soja «buenos a excelentes» totalizaban 70% y los de maíz 75%, lo que nos marca una pauta del progresivo deterioro que se experimentó en las últimas 8 semanas.

La mejora en los precios internacionales de la soja ha generado nuevas ventas por parte de los productores brasileños, de las disponibilidades que obtendrán en la próxima campaña 2003-''04. Según la consultora local Celeres, se habría ya negociado 19% del nuevo ciclo al 22 de agosto, nueve puntos porcentuales por encima de lo que se había hecho una semana antes, pero lejos aún de 27% que esta actividad alcanzaba el año anterior a esta altura. El promedio de esta actividad en el curso de los últimos 5 años a esta fecha es de 15%, según la consultora. En Mato Grosso, el principal estado productor de soja de ese país, las ventas «forward» alcanzan 32%, comparado con 43% de 2002. Brasil permanecerá en el segundo puesto como productor mundial de soja en la campaña 2003/''04, que Celeres estima en 57,4 millones de toneladas.

La analista internacional de soja, Anne Frick, analiza la tendencia de este mercado y plantea que, desde el año 1958 a la fecha, solamente en tres oportunidades un «rally climático» comenzó en agosto, siendo este año la cuarta vez que este episodio se manifiesta. El primer «rally» se produjo en 1962 y en esa oportunidad se registró una suba de solamente 3%; comenzó el 6 de agosto y finalizó el 23. El segundo, logró una mejora en los precios de 12%; se produjo en 1978, comenzando el 8 de agosto y concluyendo el 25. El último, que se manifestó en 2000, se inició el 7 de agosto y terminó el 5 de setiembre, dejando en esa oportunidad una mejora de precios de 16%. La analista compara este último movimiento con el del presente ciclo. El «rally» de esta campaña comenzó el 6 de agosto cuando el precio mínimo

Temas en esta nota