El presupuesto 2004 incluye más plata para obras y suba de tarifas

El Palacio de Hacienda enviaría el proyecto al Congreso el próximo viernesPrevé un menor crecimiento que en 2003 y una inflación influenciada por el aumento en servicios públicos

Por
08deSeptiembrede2003a las08:14

El proyecto de ley de presupuesto para el 2004, que el Ministerio de Economía aspira remitir al Congreso el próximo viernes, contempla entre otros puntos una pauta de crecimiento del Producto Bruto Interno (PBI) del 4%, una inflación del orden del 8%, además de mantener inalterados los salarios de los empleados estatales.

Así lo aseguraron fuentes de la Secretaría de Hacienda, que si bien destacaron que Economía tiene plazo hasta el lunes 15 de septiembre para presentar el proyecto "es muy probable que ingrese a Diputados el viernes".

Uno de los presupuestos macroeconómicos del proyecto apunta a que la economía crecerá el año próximo respecto al actual un 4%.

Economía reconoce que este aumento será menor al que se espera para este año en relación al 2002 -entre un 5 a un 5,5%- pero destaca que "la comparación se hará desde un piso estadístico más alto".

Además, "la situación externa puede no ser tan favorable" como en 2003, con tasas bajas y precios de comodities en valores elevados, por lo que se plantea "una pauta conservadora", tal como lo establece el propio Roberto Lavagna.


Reajuste de tarifas

También se proyecta una inflación en torno al 8%, como consecuencia de un reajuste paulatino de tarifas, en especial en los sectores de mayores ingresos, en el marco de "una continua política restrictiva en los gastos corrientes", destacó la fuente.

Los ingresos tributarios, que este año se calcularon en un promedio de 6.000 millones de pesos mensuales, pasarán a algo menos de 7.000 millones, para completar unos 80.000 millones al año.

Para ello la Secretaría de Hacienda da por descontado, además del crecimiento económico, la aprobación del actual paquete de reformas impositivas que está pendiente de tratamiento en el Congreso.

Con estos niveles de ingreso, y contención en el gasto corriente, el superávit fiscal planteado sería del 3% del PBI, unos 12.700 millones de pesos, distribuido un 2,4% por la Nación y un 0,6% por las provincias en su conjunto.

Para el pago de los créditos de los organismos internacionales se destinarán 700 millones de dólares, con un dólar estimado en 3 pesos.


Más obras públicas

Si bien habrá un importante incremento en las partidas destinadas a la ejecución de obras públicas -se estima que existirán una docena de fondos fiduciarios destinados a tal fin- los gastos corrientes seguirán en la línea de este año, por lo cual, si la economía crece, bajarán en relación al PBI.

En este contexto es que Economía no plantea incrementar los salarios de los empleados públicos -como una forma de alentar el traspaso al sector privado, que seguirá recibiendo aumentos- aunque se incrementará en un 3% los fondos destinados a ciencia e investigación.

Economía destinará en el proyecto un "párrafo especial" para destacar el carácter de presupuesto de transición que tendrá este proyecto, el cual deberá completarse a lo largo del año próximo con la elaboración de un proyecto de ley de coparticipación.

Para la ejecución de este nuevo marco fiscal entre la Nación y las provincias, Economía tomará como antecedente el Programa de Financiamiento Ordenado, que se encuentra vigente y por el cual varias provincias han recortado el déficit fiscal que venían registrando.

Temas en esta nota