Carnes: la UE limitó el cierre de mercados

Europa sólo prohibió la importación de las zonas afectadas por la aftosa.Gobierno y frigoríficos esperan que los demás países revean su postura. Dudas sobre Chile.

10deSeptiembrede2003a las08:31

La Unión Europea suspendió las importaciones de carnes frescas argentinas sólo en el caso de que provengan de animales de los departamentos de Salta y Formosa afectados por el brote de la fiebre aftosa. La medida, informada ayer por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), trajo alivio a los frigoríficos exportadores, que temían que el cierre temporario afectara a todo el país. De todos modos, subsiste la preocupación por la decisión de otros mercados que ya devolvieron algunos embarques enviados desde plantas locales, y sobre todo de los vecinos como Chile y Brasil. En el caso del socio del Mercosur, las barreras paraarancelarias ya afectaron las exportaciones de lácteos.

Frigoríficos y funcionarios locales se mostraron optimistas ayer por la decisión de las autoridades europeas, ya que especulaban que la medida servirá para que los países limítrofes, además de Rusia e Israel, entre otros, revean su postura en los próximos días y reabran sus mercados. Una delegación uruguaya arribará hoy al país para tomar una determinación. Sin embargo, permanece la preocupación sobre los "tiempos" que se tomarían Argelia y, en particular, Chile.

El Comité Veterinario permanente de la cadena alimentaria y de sanidad animal de la Unión Europea adoptó ayer por la mañana la decisión de "regionalizar" la prohibición del ingreso de carnes argentinas, con el voto favorable de todos sus Estados miembros.

De esta manera, la Unión Europea suspendió las importaciones de los departamentos de San Martín, Rivadavia, Orán, Iruya y Santa Victoria de la provincia de Salta y al departamento Ramón Lista de Formosa.

"Los departamentos afectados presentan características productivas de subsistencia y que no poseen establecimientos que envíen animales para faena con destino a la exportación, con lo cual el impacto económico de la medida es marginal", estimó ayer un comunicado del Senasa.

Los representantes del sector frigoríficos no ocultaron ayer su satisfacción por la "regionalización" de la veda para la exportación de carnes y consideraron como "una decisión sumamente positiva", apuntó Mario Ravettino, directivo de Argentine Beef Consortium (ABC), que agrupa a los principales frigoríficos del país.

"La medida es importante porque se traducirá en un acto reflejo para el resto de los países compradores", remarcó el directivo; quien estimó en los "próximos días" se levantará la veda de los países que bloquearon el ingreso de carne argentina.

De todas formas, otras fuentes del sector reconocieron que existe preocupación por los "tiempos" que pueda llegar a tomarse Chile, dado que septiembre es un mes clave para las ventas de carne al país trasandino. Las dudas también se sustentan en que ayer el gobierno chileno agregó a la prohibición de carne bovinas el veto para cerdos y ovinos. Además, los cortes que la industria frigorífica envía del otro lado de la Cordillera son aquellas piezas que no se exportan a la Unión Europea dentro del cupo de la cuota Hilton, y les permite cerrar la ecuación económica a los frigoríficos. Ayer se conoció que algunos embarques con destino a Argelia, fueron enviados de vuelta.

Voceros de la Secretaría de Agricultura de la Nación estimaron ayer que la parcelación de las restricciones para la exportación de carnes argentinas será extensiva para los productos lácteos, los cuales fueron bloqueados para todo el país por Brasil.

En este sentido, la Cooperativa de Tamberos de la Zona de Rosario (Cotar) denunció que el cierre de las fronteras de Brasil, debido al rebrote de aftosa, ocasionará a la entidad pérdidas cercanas a 200 mil dólares, por la imposibilidad d

Temas en esta nota