Cambios climáticos mejoran perspectivas para campaña

La gran fortaleza que otorga sustento al mercado de soja durante esta temporada es que, aun con precios altos, no se evidencian todavía signos importantes de racionamiento por parte de la demanda.

Por
01deDiciembrede2003a las08:21

En este sentido, los episodios de la semana anterior en la que los EE.UU. impusieron cuotas de importación a los productos textiles provenientes de China, no afectarán significativamente el nivel de importaciones de soja previsto. Tampoco el incidente comercial de esta semana entre ambas naciones en el que EE.UU. acusa a China de prácticas de dumping para ingresar aparatos de televisión a ese país.

El ritmo de compras de soja norteamericana por parte de China hace presuponer que las disponibilidades para exportación de los EE.UU. se consumirán en el curso del primer trimestre del año entrante. Esto generará una fuerte dependencia regional y la oferta total dependerá del nivel productivo alcanzado. Hasta el momento, China adquirió casi 8 de los 10 millones de toneladas de porotos de soja, que tenía previsto importar desde los EE.UU. En referencia a las importaciones totales proyectadas por parte de China, algunas estimaciones privadas ya pronostican un volumen de 24 millones de toneladas para esta temporada.

Hubo un cambio muy importante en la tendencia climática en los últimos 15 días en nuestro país y esto permite abrigar la idea de un buen comienzo de campaña, luego de un prolongado período de sequía. En este sentido, resta todavía que cambie la tendencia del clima en Córdoba, aún con algunas de las precipitaciones recientes. La SAGPyA estima que la Argentina vendió al 21 de noviembre, 6,12 mill/t de trigo de la campaña 2002/''03, contra 10,15 millones vendidos en idéntica fecha del año anterior. El volumen de esta campaña es ponderado en 12,3 millones, versus 15,3 mill/t del ciclo 2001/''02. La próxima campaña también se presenta con algunos problemas. Brasil obtiene buenos rendimientos de trigo, particularmente en los estados del Sur, que limitarán la actividad comercial de esa zona. Además, sigue la competencia por lograr destinos con los países productores de Europa del Este. Nuestro país no ha vendido aún trigo nuevo a Irán ni tampoco a Irak. Con referencia a la cosecha, la Bolsa de Cereales de Buenos Aires consignaba en su informe semanal que ya se recolectó al 22/11 el 8,5% de una superficie apta para cosecha calculada en 5,54 millones de hectáreas (5,83 millones sembradas) con 15,4 qq/ha de promedio.

Las perspectivas de cosecha muestran que, si bien el inicio de la recolección en el este de Córdoba y en el extremo sur de Santa Fe arrojan rindes elevados, disminuirán a medida que las trillas avancen, ya que las precipitaciones llegaron tardíamente para llenar adecuadamente los granos.

Para el extremo norte, el sudoeste y el sudeste de Córdoba se aguardan rendimientos por debajo de los 10 quintales. La Bolsa no efectuó aún estimaciones del volumen total de esta campaña.

Temas en esta nota