Procesaron un volumen récord de la oleaginosa.

En cereales se obtuvieron excelentes rindes...

Por
22deJuliode2005a las09:04

La Secretaría de Agricultura de la Nación informó que la subsecretaría de Política Agropecuaria y Alimentos registró un nuevo récord en el volumen procesado de granos de soja durante mayo, con un total de 2,75 millones de toneladas, que es mayor a las registradas en igual período del año anterior.

El informe, elaborado por la dirección Nacional de Mercados, indica que el nuevo volumen máximo de industrialización de soja permite calcular una capacidad potencial superior a las 30 millones de toneladas prevista para la industria aceitera del país, así como fuertes inversiones en instalaciones y ampliaciones de plantas industriales.

En ese sentido, la industrialización de la semillas de girasol, segunda oleaginosa en importancia en cuanto a volumen producido, totalizó 265.000 toneladas. Por otra parte, el volumen de molienda conjunto de lino, maní, cártamo y algodón alcanzó las 42.000 toneladas.

Super producción

En tanto, la producción cerealera argentina, tanto de la cosecha fina como de la cosecha gruesa, se acercaría en la campaña 2004/05 a los 41 millones de toneladas, impulsada por los buenos rendimientos en los cultivos de maíz y de trigo, según la Secretaría de Agricultura. Con una superficie sembrada superior a los 3,4 millones de hectáreas, un 14,8% más que en la campaña anterior, la producción de maíz alcanzaría los 19,5 millones de toneladas, la mayor de la historia, al superar los 19,36 millones de toneladas registradas en la campaña 1997/98. Esta cosecha récord de maíz fue posible por los excelentes rendimientos culturales alcanzados, que superaron en algunos casos los 10.000 kilogramos por hectárea, por los oportunos aportes de lluvias que permitieron adecuados llenados del grano y su consiguiente mejora en la producción, destacó la cartera agropecuaria en sus estimaciones mensuales.

La necesidad de incluirlo en el plan anual de rotaciones y su aprovechamiento forrajero posterior, ante los buenos precios ganaderos, provocó un incremento del 15,2% en el área de siembra de las zonas marginales destinada a sorgo granífero, que alcanzó las 628.000 hectáreas.

Temas en esta nota