Acuerdo para lograr maíces con tecnología.

El Ministerio de Asuntos Agrarios de la provincia de Buenos Aires firmó un convenio de cooperación con la Facultad de Agronomía y la Federación Agraria Argentina...

Por
01deSeptiembrede2005a las08:40

El Ministerio de Asuntos Agrarios de la provincia de Buenos Aires firmó un convenio de cooperación con la Facultad de Agronomía y la Federación Agraria Argentina. Se suma de esta manera a un proyecto que llevan adelante estas dos últimas instituciones, que consiste en poder llegar al productor con un tipo de maíz más acorde con el pequeño y mediano productor, tratar de lograr maíces que puedan competir con los mejores maíces, a la mitad del costo de lo que otras empresas ofrecen, que requieren un paquete tecnológico menor, preservar el germoplasma colorado que se está perdiendo en la Argentina y generar tecnología en temas de genética nacional.

El MAA contribuye a través de este convenio aportando la superficie necesaria y la infraestructura instalada que la cartera agropecuaria tiene en la Chacra Experimental de Mercedes para que se instale el criadero de la Fundación Facultad de Agronomía; además participará de los trabajos de investigación con especialistas en el tema y ofreció su apoyo a todo lo que contribuya al mejor funcionamiento del programa. El decano de la Facultad de Agronomía de Buenos Aires (UBA), Fernando Vilella, explicó: « Nosotros desde hace años tenemos un programa de mejoramiento del maíz, que lo estamos llevando adelante con la FAA, desde hace dos años, en principio en unas instalaciones de uso precario en Junín, y en este momento el convenio nos cede parte de la Estación de Mercedes que cuenta con las condiciones adecuadas para continuar con este programa».

«Hoy concretamos el uso de este espacio a los fines de desarrollar este proyecto, que lo que hace es generar tecnología en temas de genética nacional, que permita a los productores acceder a híbridos de muy buen nivel, comparables con los otros del mercado a un costo que es la mitad de lo que otras empresas están ofreciendo.» «Esto nos permitiría seguir avanzando con otras líneas de trabajo que la provincia está interesada en promover y participar de este tipo de desarrollo, lo cual me parece muy promisorio, porque en los últimos años a raíz de la transformación del sector de semillas, prácticamente no han quedado en algunos cultivos empresas nacionales que estén trabajando, y el caso del maíz es uno de ellos», enfatizó Vilella.

El ministro Raúl Rivara expresó: «Para nosotros es una particular satisfacción poder contribuir a este programa de recuperación de nuestras virtudes en el campo de la genética que nunca deberíamos haber perdido y que desde lo público y asociado con un sector importante de la representación agropecuaria desde la FAA, podamos recuperar para la Argentina desde la soberanía el lugar que tiene que ocupar en el campo de genética en este caso de maíces».

«Estamos satisfechos de poder cumplir una promesa que habíamos hecho a FAA, donde hablamos de colaborar con este programa y nuestra pretensión es ir más allá de las posibilidades de poner a disposición la Estación Experimental del MAA, y también el titular de la cartera agropecuaria ofreció apoyo a todas las inquietudes que presenten para el desarrollo del programa.» Por su parte, el director de Desarrollo Rural, Armando Palau, precisó que «esto simboliza el encuentro de dos instituciones alrededor de un tema como lo es la genética del maíz, que lo puede ser también para otros cultivos, y también es juntar capacidad instalada, aportando recursos humanos y materiales; éste es un poco el desafío de esta cuestión que no pasa por ceder sólo 5 hectáreas, sino que esto forma parte también de nuestro compromiso desde el Estado para contribuir al desarrollo genético nacional».

Temas en esta nota