Novillitos y vaquillonas subieron 10 por ciento

Los animales para consumo liviano, que reemplazaron a los terneros con menos de 260 kilos, parecen no encontrar techo en el Mercado de Liniers.

Por
11deNoviembrede2005a las09:43

Los animales para consumo liviano, que reemplazaron a los terneros con menos de 260 kilos, parecen no encontrar techo en el Mercado de Liniers. El precio de los novillitos y las vaquillonas subieron en las últimas cinco jornadas un 10 por ciento. El miércoles, los lotes de novillitos especiales hicieron un valor máximo de tres pesos por kilo vivo.

La oferta parcial en las tres primeras jornada de operaciones en el mercado concentrador fue de 30.110 cabezas, apenas 400 menos que en igual período de la semana pasada. En ese escenario, el promedio del kilo vivo de novillo cerró el miércoles a 2,524 pesos, un cinco por ciento más que en igual día de la semana pasada, cuando el indicador se fijó en 2,415 pesos.

El lunes, las operaciones arrojaron subas de entre el uno y dos por ciento en la mayoría de las categorías, a causa de la reducida oferta ingresada durante la fecha.

El único renglón con comportamiento negativo fue el de los toros, que cayó un dos por ciento en sus valores.

El martes, el firme interés de la demanda impulsó subas de hasta cuatro por ciento en los precios de los novillos y novillitos. Las necesidades de los frigoríficos y supermercados se mantuvo, a pesar de que la oferta se duplicó en relación con el ingreso del lunes.

Los novillos y novillitos registraron mejoras del orden del 4 por ciento, mientras que las vaquillonas, vacas y toros se negociaron con alzas de hasta el tres por ciento.

El miércoles, una demanda animada –en especial para los novillos–, a pesar de la una mayor entrada, volvió a impulsar una mejora promedio del uno por ciento en los precios de todas las categorías.

En línea con lo que viene sucediendo desde el martes de la semana pasada, cuando entró en vigencia el nuevo piso de faena de 260 kilos, los novillitos de muy buena calidad fueron los que acapararon el interés de los compradores, con subas de hasta cuatro por ciento.

Los novillitos y las vaquillonas son las categorías que reemplazan en góndolas y carnicerías a los terneros.

Los novillos ganaron en promedio uno por ciento y cerraron 2,52 pesos por kilo vivo, el segundo valor más alto del año.

Temas en esta nota

    Load More