Destraban créditos para exportar

El Banco Central (BCRA) volvió ayer sobre sus pasos al modificar parcialmente una norma que puso en práctica a comienzos de septiembre...

Por
23deNoviembrede2005a las08:28

El Banco Central (BCRA) volvió ayer sobre sus pasos al modificar parcialmente una norma que puso en práctica a comienzos de septiembre para tratar de asegurar que los dólares que los bancos vuelcan a la prefinanciación de exportaciones tengan realmente ese destino.

Lo hizo al desarmar en parte el candado que ideó entonces para voltear una operatoria fraudulenta en la que incurrían algunas entidades y que sumaba presión sobre el tipo de cambio. Esa medida, de impronta cambiaria, fue un escollo para la colocación de los verdaderos créditos destinados a prefinanciar ventas al exterior, lo que hizo que desde su puesta en marcha el stock de préstamos en divisas bajara un 9,2 por ciento (de US$ 2515 millones a 2280 millones en dos meses).

Hasta septiembre, el único requisito con el que debían cumplir los exportadores para acceder a una prefinanciación era una declaración jurada en la que se comprometían a darles ese destino a los fondos. Pero el Central comprobó que algunas de esas declaraciones eran falsas y lo que se hacía aparecer como una prefinanciación era, en realidad, venta de dólares que se transformaban en pesos para ser invertidos en bonos indexados, lo que ayudó al boom que esos títulos mostraron en agosto, cuando registraron alzas del 20% promedio.

Anoticiado de la irregularidad, que sumaba presión vendedora a la plaza cambiaria, el Central pasó a exigir que cada prefinanciación sólo pudiera otorgarse contra la acreditación de un contrato de embarque del bien exportado. En su afán de control, no hizo más que hacer pagar a justos por pecadores, algo que ahora busca subsanar.

El paliativo que ideó es sencillo. Ahora también permitirá que aquellos que tengan historia exportadora puedan acceder a las prefinanciaciones por un monto proporcional a lo que hayan vendido al exterior en el último año mientras esa cifra no exceda en 25% el límite previo, sin tener que acreditar cada contrato. La intención es "asegurar la fluidez del financiamiento de las exportaciones y evitar un uso inadecuado de ese instrumento", indicó ayer el BCRA.

La comunicación correctiva es la "A" 4443 (modifica la "A" 4415, ambas se pueden consultar en www.bcra.gov.ar/hm000000.asp ), que centralmente introduce la posibilidad de utilizar, dentro de ciertos límites de endeudamiento, los registros de los valores exportados en los últimos doce meses por el exportador, como alternativa a la obligación de demostrar que se cuenta con contratos y órdenes de compras que avalen tal endeudamiento.

Además crea una nueva categoría para las exportaciones de algunos productos de economías regionales. El plazo fijado para esos productos (365 días) contempla los financiamientos de exportadores a microproductores locales a lo largo de toda la campaña productiva.


Temas en esta nota