El sindicato de la Carne teme por despidos

Por medio del intervencionismo antiexportador del Gobierno nacional con el 15 % de retenciones aplicados, se agrava la situación en la industria de la carne, el cual pone en riesgo 20.000 puestos de trabajo del sector

Por
28deNoviembrede2005a las08:11

“Por medio del intervencionismo antiexportador del Gobierno nacional con el 15 % de retenciones aplicados, se agrava la situación en la industria de la carne, el cual pone en riesgo 20.000 puestos de trabajo del sector”, así lo indicó un comunicado del Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Carne Argentina.

En este sentido, el gremio informó que “los empresarios ante la inestabilidad del mercado, y el juego sucio especulativo de determinados sectores de la cadena, producto de la inseguridad jurídica producida por el gobierno, han decidido, en varias plantas, vacaciones adelantadas al personal”, lo cual comienza a implementarse hoy, mientras que algunas disposiciones empresariales tuvieron lugar el viernes. En este sentido los trabajadores explicaron que el sector empresarial comenzó “aplicando garantía horaria, muy baja producción y otra suspensión de personal por 30 días, por la situación de crisis en el mercado”, indicaron fuentes del Sindicato. Destacaron la importancia del mercado y dijeron que en este momento “tenemos, como nunca, abiertos los mercados internacionales, Europa, África; Oriente Medio, China, Rusia, América del Sur, es una industria que genera puestos de trabajo, exportación y divisas genuinas a nuestro país”.

Agregaron que “hace más de dos años anunciaron el diseño de un Plan Ganadero, pero en los últimos 90 días se aplicaron nueve resoluciones”.

En contexto y “luego de varios años que la industria estuvo deprimida, tanto en el consumo interno como en el internacional, por la fiebre aftosa y por la crisis que se produjo en nuestro país”, la gandería ganó un lugar “muy importante en el mundo”, explicó el comunicado.

EL gremio reconoció también que este espacio se consiguió “gracias a la calidad alcanzada por la actividad pecuaria, el nivel sanitario obtenido, la inversión realizada para puesta a punto de las plantas frigoríficas”, además del esfuerzo del trabajador de la industria “que está considerado como muy profesional y productivo”.

 

Temas en esta nota