CLIMA
Rosario
martes 18
Estado clima
15° | 22°

Lloviznas aisladas

miércoles 19
Estado clima
15° | 25°

Lloviznas aisladas

jueves 20
Estado clima
18° | 30°

Mejorando

La protesta costó $ 2350 millones

Aunque parezca increíble, la pérdida económica para el país que provocaron los días de conflicto equivale casi exactamente a todo lo que el Gobierno tiene previsto gastar durante dos años para compensar a la agroindustria por la suba de los precios internacionales: unos 2350 millones de pesos.

Por |

El costo del paro también es equiparable a la recaudación impositiva del mes pasado en concepto de retenciones a las exportaciones, las mismas que detonaron la primera crisis político-económica que enfrentó la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Cálculos privados preparados ayer para LA NACION por una importante consultora económica reflejan que se perdieron cerca de 300 millones de pesos por cada uno de los días hábiles del paro del campo, que comenzó tras la suba de las retenciones, decidida intempestivamente por el Gobierno.

El monto surge de la suma de las pérdidas preliminares para la industria y el transporte. El primer sector dejó de percibir cerca de $ 80 millones diarios, es decir, unos $ 650 millones acumulados desde el estallido del conflicto; el segundo, $ 212 millones por día, que equivalen a casi $ 1700 millones.

Camiones varados, cereales sin cosechar, producción desacelerada y masivas pérdidas de ventas son los ejemplos más palpables de esta crisis.

Hay otros costos para el país, incluso algunos que todavía no se conocen, como las demandas judiciales que seguramente enfrentarán las empresas exportadoras por no poder entregar a tiempo su mercadería en el exterior. El director ejecutivo de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara), Alberto Rodríguez, dijo anteayer a LA NACION que cada uno de los 75 buques que no pudieron cargar granos tienen un costo promedio de US$ 60.000 a 70.000 diarios. En total, desde el inicio del paro, debían embarcarse 2,2 millones de toneladas entre granos, aceites y harinas (soja y girasol).

Este parate también se reflejó en el mercado interno, donde hubo claras muestras de desabastecimiento de mercadería y consecuentes aumentos de los precios que, según las asociaciones de defensa de los consumidores, rondaron el 50%. La suba de precios es, justamente, el fenómeno que aparece solapado detrás de este choque entre el campo y el Gobierno, que en sólo dos semanas generó una aceleración en el consumo por el temor al desabastecimiento y al aumento de los precios que conlleva, y una ralentización en el proceso productivo.

Ejecutivos y economistas consultados por LA NACION expresaron su preocupación por el desarrollo de este duelo, más allá de las señales de distensión de anteayer.

Hay dos cuestiones centrales por dilucidar para ellos: por un lado, saber si el Gobierno asumirá finalmente en forma abierta la lucha contra la creciente inflación y, por otro lado, confirmar si, luego de los piquetes y los contrapiquetes, vuelve a predominar el diálogo y la negociación política. "Lo que se vio hasta ahora es la antipolítica, así que ahora debería priorizarse el diálogo racional", sostuvo un empresario de una importante compañía nacional, que de todos modos descartó que el freno en la producción del agro provoque despidos masivos de trabajadores.

Un tanto más pesimista, un alto dirigente empresarial opinó que en marzo "todos los números parecen haber venido mal", sobre todo en términos de provisión de insumos. "Además -agregó- esta minicrisis es un llamado de atención en términos políticos respecto del cual el Gobierno debería tomar nota."

El ex viceministro de Economía Jorge Todesca consideró que "si este conflicto se cerrara en el corto plazo es posible que el costo económico se recupere", aunque haya pérdidas financieras para las empresas. En cambio, el economista resaltó que "lo más grave de esta cuestión es el factor político-institucional: la Argentina mostró hasta ahora una baja conflictividad religiosa, social y laboral; si

¡OPINÁ SOBRE ESTA NOTA!

Comentar en foro