El ajuste de tarifas empezará por electricidad y gas natural

Para actualizar tarifas y reducir subsidios, el Gobierno subirá tarifas durante las próximas semanas. Desde el 17% al 27% en gas y 20% en luz; colectivos, micros y subtes, más tarde.

Por
21deJuliode2008a las07:38

El aumento de tarifas está decidido, pero en el Gobierno se debate si aplicarlo a todos o algunos de los servicios públicos más importantes. Entre los más probables está el de energía eléctrica, anticipado por El Cronista el 8 de julio. “El aumento le tocará a cerca del 50% de la demanda eléctrica, que incluye a los grandes usuarios que contratan directamente en el Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) con los generadores; también las industrias; además comercios y pymes. En cuanto a los hogares residenciales, el incremento llegará sólo a los que consuman más de 900, 1.000 o 1.100 kilowatts (kw) por bimestre”, se anticipó en esa edición.

De esta forma, las distribuidoras grandes –Edenor, Edesur y Edelap– podrán realizar un aumento tarifario que debería haberse producido el 1´ de febrero, según constaba en el decreto y la resolución sobre la Revisión Tarifaria Integral (RTI). En cuanto al aumento para grandes usuarios, que contratarán directamente con los generadores de energía, permitirá que el Estado reduzca o elimine los subsidios en combustibles líquidos (gasoil o fuel oil), provistos a los generadores cuando el gas escasea. Por el esquema actual, la compañía administradora del mercado mayorista –Cammesa– acumula una deuda cercana a los u$s 4500 millones, ya que el kilowatt/hora se vende generalmente por debajo de su costo.

Las otras tarifas que aumentarían durante las próximas semanas son las de gas y medios de transporte. De todas formas, el primero de estos incrementos es más probable que el segundo. El gas, que llega a pagarse u$s 13 el millón de BTU si llega importado, tiene un precio promedio inferior a u$s 2,50 para los productores locales. Como las empresas del Polo Petroquímico Bahía Blanca abonaron la primera de estas tarifas, en el Gobierno calculan que pueden subir la segunda. Se maneja una idea similar a la de Energía Plus: precio pactado libremente con los productores.

Para usuarios residenciales, se habla de incrementos que irían del 17% al 27% para las gasíferas Natural BAN, Pampeana, Del Sur y Gasnor. De esta forma, los precios del gas natural todavía se ubicarían muy lejos del envasado en garrafas, y con aumentos mucho menores a la inflación de los últimos años.

También trascendió que subirían 20% promedio los trenes, subtes y colectivos, mientras que lo harían 10% los ómnibus de larga distancia. De todas formas, fuentes oficiales califican a estas subas como “menos urgentes” que las de luz y gas. “Todos ellos tienen el combustible subsidiado; y además cada vez que aumentan los sueldos vienen a pedir que la diferencia sea cubierta por el Estado”, señala un funcionario. Además, admite que “esta situación nos obliga a rever las tarifas, pero con menos urgencia que otras”.

En las últimas semanas también se habló de subas en combustibles, pero desde el sector la descartan. “Todavía estamos lejos del precio internacional del barril de crudo, pero con los últimos ajustes tenemos mayor viabilidad”, comentó una fuente del sector. Hasta las estaciones de servicio, que vieron el cierre de 3000 en los últimos años, cerraron su paritaria del 2008 con casi 27% de aumento.

Temas en esta nota

    Cargando...