Primera definición: "Tenemos que dialogar mucho con todos los gobernadores e intendentes"

El flamante funcionario pronunció muchas veces la palabra “diálogo“ e intentó ahuyentar la idea de que Néstor Kirchner estuvo detrás de su designación.

Por
24deJuliode2008a las07:40

Bastó ver cómo se movió frente los micrófonos y las cámaras que lo tuvieron como protagonista ayer –aún antes de que asumiera el cargo– para comprobar cuál será el perfil que adoptará Sergio Massa como jefe de Gabinete de Cristina Kirchner. En sus primeras definiciones públicas, el tigrense mencionó reiteradamente su promesa de apostar al diálogo, especialmente con gobernadores e intendentes, e incluso con legisladores. ¿Un giro en la estrategia oficial?

Desde su despacho de la intendencia de Tigre, donde estuvo toda la tarde reunido con sus colaboradores más cercanos, Massa evitó la polémica y elogió a su antecesor Alberto Fernández, a quien definió como uno de los pilares que acompañó desde el inicio la gestión kirchnerista. “Un hombre con gran capacidad y sensibilidad política muy fina”, dijo. Al hablar de él mismo, se autodefinió como “un chico de 36 años con muchas ganas y que buscará estar a la altura de las circunstancias”.

Consultado por un eventual cambio en la estrategia oficial –dada la intempestiva salida de Fernández– o una nueva etapa en la administración de la Presidenta tras la crisis con el campo, Massa prefirió evitar los calificativos. “Una definición de ese tipo genera títulos (en los medios), pero lo importantes que tenemos que mirar para adelante en la agenda, priorizando los temas que hace falta y avanzar en la agenda institucional”, sostuvo.

“Voy a poner empeño en ser un facilitador”, avisó, remarcando que su objetivo principal será el diálogo. Puso como ejemplo el inminente tratamiento legislativo de la reestatización de Aerolíneas Argentinas. Al hablar de su encuentro de ayer en la quinta presidencial de Olivos, cuando la jefa de Estado le ofreció el cargo, Massa relató: “Estuve a solas con Cristina y me dijo que en el ámbito de trabajo le hable con franqueza, con sinceridad, que le diga lo que pienso en cada tema”. Trató también de no alimentar la idea de que detrás de la movida está Néstor Kirchner. “No hablé por esta horas con el ex presidente”, aclaró.

El flamante jefe de ministros aseguró que recibió su designación “con mucha sorpresa” -pese a que su nombre había sido mencionado ya para el cargo- y negó que pedido de licencia en el municipio de Tigre signifique una desilusión para quienes lo votaron para ese cargo. “Voy a buscar hacerme tiempo para no perder atención en la consolidación de nuestra gestión”, prometió. Además, evitó comparaciones con la suerte que corrieron otros funcionarios jóvenes en el Gobierno, como el ex ministro de Economía Martín Losteau.

Temas en esta nota

    Cargando...