Los granos tuvieron un lunes negro, arrastrados por la caída de Chicago

Los precios de los granos se derrumbaron en el mercado de Chicago.

Por
05deAgostode2008a las09:34

Los mercados internacionales profundizaron la corrección de los precios récord que supieron alcanzar los granos hasta hace poco tiempo atrás, y arrastraron a la plaza local, donde los valores locales de la soja, el maíz y el trigo se derrumbaron influenciados por la importante baja en Chicago.

Así, la disminución de los valores de los granos, sumada a la pulseada entre los exportadores y el gobierno por el registro de exportación, frenó los negocios en Rosario. A nivel internacional, el mercado estadounidense viene desinflándose en el último mes. En Chicago, el contrato futuro de soja noviembre fue ayer 70 dólares más bajo que el promedio de junio.

La reducción de las cotizaciones de otras materias primas, como el petróleo, y las mejores condiciones de los cultivos en el país del norte contribuyen a pinchar la burbuja de precios.

Para los productores locales, el escenario de precios amenaza complicarse más a partir del mes próximo, cuando empiece a entrar la producción más temprana de soja estadounidense. Aunque noviembre es el mes clave para la cosecha de ese país, los efectos depresivos de las primeras tareas de recolección se comenzarían a percibir desde septiembre.

Ayer en el mercado local la soja bajó 60 pesos, el trigo 50 pesos y el maíz 30 pesos. Además del desarme de posiciones en Chicago, que tocó sus mínimos, durante la jornada de ayer también influyó que en China muchos negocios de importación de productos del complejo sojero fueron desarmados ante la posibilidad de que las autoridades asiáticas liberen reservas de aceites para planchar los precios internos.

Los analistas consideran que la tendencia bajista llegó para quedarse. Flavia Rossi, analista de Fyo.com, explicó: "Estamos en el envión de la corrección a nivel internacional; los precios que tuvimos hasta marzo o junio, dependiendo del producto, eran excepcionales ahora prima la idea de que la producción mundial va a ser mayor y la demanda no va a convalidar precios altos; los precios tienen que ajustarse, aunque en el largo plazo los fundamentos no están para que la soja sea barata ni para que el maíz se regale".

La analista, además, mencionó que la Argentina se enfrenta a un contexto poco favorable porque entra la oferta de Estados Unidos. "Cuanto más tiempo tarde el productor en vender, más será la presión local. En junio teníamos casi 20 millones de toneladas sin vender, el productor se quedó esperando los mil pesos. Si la masa crítica se comienza a vender habrá mucha presión", subrayó.

No obstante, señaló que todos los precios de los granos están por debajo de la capacidad teórica de pago. Según este punto de vista, las fábricas podrían pagar al productor aproximadamente 70 pesos más por el girasol, por la soja 30 pesos más, por el maíz 20 y por el trigo casi 20 pesos más.

El analista Fernando Botta consideró que "la crisis hipotecaria estadounidense está impactando en todo el mundo y esto hace que la mayoría de los operadores tomen decisiones de salir del mercado, están esperando una revaluación del dólar, se están deshaciendo de los activos esperando para una presión a la baja, estamos en el principio del ciclo bajista", destacó el especialista tras agregar que la caída "fue demasiado brusca y apresurada". (Más información en página de Mercados).

Temas en esta nota

    Cargando...