En dos provincias, la inflación triplicó las cifras del INDEC

Ayer se conocieron los datos oficiales de inflación de julio de Santa Fe y San Luis.

Por
27deAgostode2008a las07:43

Las cifras son muy similares entre sí y marcan una diferencia de más de tres veces con las cifras del INDEC para Capital y GBA.

Esta brecha vuelve a poner sobre el tapete las sospechas sobre el Indice de Precios del INDEC.

Así, el mes pasado en San Luis, en promedio, los precios subieron el 1,4% y en Santa Fe el 1,5%, porcentajes muy parecidos a las que regsitraron la mayoría de las consultoras privadas para Capirtal y GBA. Sin embargo, para el Instituto Nacional la inflación fue del 0,4% en la región metropolitana.

La misma la diferencia se observa en el acumulado de los primeros 7 meses de 2008. En Santa Fe los precios subieron el 16,9%, en San Luis del 16,4% y en Capital y GBA el 5%.

Con estas cifras, la proyección anual para 2008 en esas dos provincias ronda el 30%, mientras en la región metropolitana se ubicaría por debajo del 10%.

Las proyecciones de Santa Fe y San Luis se aproximan también a las cifras de otras provincias -gobernadas tanto por el oficialismo como por la oposición- que miden la evolución de los precios con otras canastas.

En los últimos 12 meses, Misiones y Salta suman una inflación del 29%, mientras en Rio Negro y Tierra del Fuego rondan entre el 31% y 34% (ver infografía).

Semejantes diferencias no obedecen a que los precios suben más en el interior sino a la forma de medir la inflación. Los Institutos Provinciales afirman que siguen midiendo la inflación minorista con la metodología tradicional del INDEC. En cambio, el Instituto Nacional introdujo cambios que permiten registrar una variación de precios más baja.

Por ejemplo, durante julio, en Rosario los encuestadores del Instituto santafesino relevaron en negocios y supemercados la papa a $ 1,02 el kilo, la cebolla a $ 1,69, la lechuga a $ 2,45 y el tomate redondo a $ 2,20.

En San Luis, los encuestadores encontraron la docena de huevos entre un mínimo de $ 5 y una máximo de $ 8. Y la carne picada común entre $ 5,99 y $ 12 el kilo.Esos precios no pueden compararse con los de Capital y GBA porque el INDEC dejó de difundirlos.

El mayor impulso inflacionario en San Luis fue por el sector alimentos, con un alza entre enero y julio del 21,8%. En Santa Fe, los alimentos también aumentaron lo mismo (21,8%), pero fueron superados por los servicios educativos con una suba del 23,1%.

La mayor brecha con el INDEC se da en Indumentaria: en siete meses habría subido apenas 0,1%. Pero en San Luis subió 15,2% y en Santa Fe un 16,6%.

Por Ismael Bermúdez.

Temas en esta nota

    Cargando...