Ofensiva oficial para que baje el precio de la nafta

Fuerte presión de Moreno sobre las petroleras.

Por
03deSeptiembrede2008a las07:37

En las últimas horas, el Gobierno redobló la presión sobre las petroleras y los expendedores de combustibles para lograr una baja en los precios de las naftas. Sin embargo, sólo algunas estaciones de la Capital Federal y el Conurbano corrigieron ayer los valores de sus pizarras hacia la baja.

"Fue el caso de aquellas estaciones que tuvieron una fuerte presión de los inspectores que manda la Secretaría de Comercio", señaló un dirigente del sector todavía sin reponerse del disgusto que le ocasionó la experiencia.

En estos surtidores, el gasoil que se vendía a 2,299 pesos el litro bajó a 1,889. Es decir que se acomodó apenas unos centavos sobre el precio que mantiene YPF, la líder del mercado, en ese combustible ($1,884). También, la nafta premium bajó de 3,259 a 3,079 y la super pasó de 2,759 a $2,599.

Más que disconformes con la situación, otros estacioneros optaron por informar a los consumidores a través de carteles: "Estos precios fueron fijados y exigidos por el Gobierno nacional, sólo para Capital Federal y el Conurbano. No cubren mínimamente los costos de explotación. Se seguirán cerrando estaciones de servicio".

Fuentes del sector contaron que entre el viernes pasado y el lunes hubo conversaciones "fuertes" entre los principales referentes de las petroleras, citados en forma individual, y los funcionarios consustanciados con la idea de insistir en una baja de los precios del orden del 5% al 10%.

Al ser consultadas sobre el tema, desde YPF comentaron que "los precios de la petrolera siguen siendo los más bajos del mercado". Incluso después del aumento del 6% que la empresa aplicó a sus combustibles el mes pasado.

Desde Petrobras, comentaron: "en las estaciones propias ya hemos bajado precios acompañando al mercado y se está conversando con los operadores para que acompañen la decisión de la compañía".

Con menos diplomacia, ayer la Federación que nuclea a los expendedores de la Capital Federal (FECRA), emitió un comunicado tildando de "absurda la pretensión oficial de retrotraer los precios" y pidió al Gobierno que "cese en sus ataques imprevistos y permanentes al sector, porque con ello sólo logrará la desaparición de nuestras pymes", señaló la nota.

Desde CECHA, la Confederación de Expendedores de todo el país insistieron en "la libertad de precios que rige al mercado" y en "la falta de elementos técnicos oficiales para hacer retroceder los precios". En el interior del país, muchas estaciones implementaron el "servicio de playa" para compensar la pérdida de rentabilidad del negocio.

Por Natalia Muscatelli.

Temas en esta nota

    Cargando...