Para Francia, el tren bala "sigue en pie"

Declaraciones del embajador en Buenos Aires.

Por
19deSeptiembrede2008a las07:47

La polémica entablada entre la Jefatura de Gabinete y la Secretaría de Transporte por el financiamiento del tren bala sumó ayer un nuevo protagonista. El embajador francés en Argentina, Frederic Baleine du Laurens aseguró que el proyecto "sigue en pie" y que "no hay ningún problema con la financiación de las obras pese a la crisis económica internacional".

Con su declaración favorable a la realización del megaproyecto, el embajador salió a sostener la posición expresada por el titular de Transporte, Ricardo Jaime, en torno al avance y concreción del tren bala.

"Yo no tengo inquietud por el proyecto que sigue adelante sin ningún problema", sostuvo Baleine du Laurens en declaraciones radiales. Consultado sobre si se mantendrá el financiamiento privado para el proyecto en medio de la crisis internacional, el diplomático francés indicó que el emprendimiento "no está afectado y se puede hacer tal como se había previsto".

En medio de la pelea que se desató en el Gobierno por el continuidad del proyecto, la postura del embajador galo no resulta un dato menor atento a que el consorcio que se adjudicó la obra está liderado por el grupo francés Alstom.

A eso se suma el hecho de que el esquema financiero que está en juego también proviene de Francia por medio del banco privado Natixis. Esta entidad acordó con el Gobierno financiar el costo total del tren bala de casi US$ 4.000 millones con un crédito que tendrá como garantía la entrega de títulos públicos. La puesta en marcha del proyecto se trabó al no poder emitirse la primera tanda de bonos por US$ 670 millones debido a las altas tasas de interés que debe pagar la Argentina por la desconfianza de los mercados.

La disputa oficial por el tren bala arrancó el lunes cuando el jefe de Gabinete, Sergio Massa señaló que en el Presupuesto 2009 no se habían previsto fondos específicos para la realización del proyecto.

En cambio, desde la Secretaría de Transporte salieron al cruce indicando que los recursos para poner en marcha el tren bala se encuentran en la partida de $ 2.129 millones de pesos asignada a la flamante Administración de Infraestructura Ferrovaria (AIF), una de las dos sociedades estatales que nacieron de la ley de reordenamiento del sector ferroviario.

Por Antonio Rossi.

Temas en esta nota

    Cargando...