Fuerte inversión del Gobierno para el paso de Gualeguaychú

En 2009 destinará $789 millones para ese puesto y el de Paso de los Libres.

30deSeptiembrede2008a las07:35

El Gobierno hará una millonaria inversión en una ruta por la que no se permite el tránsito. Desde noviembre de 2006, no se puede cruzar a Uruguay por el puente internacional General San Martín. Los asambleístas de Gualeguaychú ocuparon el paraje conocido como Arroyo Verde y armaron allí una frontera paralela para protestar contra la empresa Botnia. Pero ese bloqueo parece que no influyó en el momento de asignar partidas para 2009. En el proyecto de ley del presupuesto enviado al Congreso figuran 789 millones de pesos para mejorar la infraestructura de esa abandonada aduana de Gualeguaychú y la de Paso de los Libres.

Para percibir la dimensión del costo económico destinado a esos dos pasos fronterizos, de los cuales el de Gualeguaychú está inactivo, servirá comparar esos 789 millones de pesos previstos con los 757 millones de pesos que representan el total del gasto de capital en los rubros de Defensa y Seguridad determinados en el presupuesto. Eso significa que todo el dinero que se destinará para la lucha contra el delito en las calles, para frenar robos y tráfico de drogas, y para el adiestramiento de tropas para defender al país no alcanza el volumen de dinero derivado a Gualeguaychú y a Paso de los Libres.

En los últimos días, reapareció la polémica sobre el corte de la ruta 136. El canciller uruguayo, Gonzalo Fernández, aseguró desde Nueva York que la presidenta Cristina Fernández de Kirchner se habría comprometido a liberar el tránsito hacia la localidad uruguaya de Fray Bentos. Inmediatamente, esa posibilidad fue desmentida por la Cancillería. Sin embargo, en el plan de inversión pública que será tratado por el Congreso quedó en una posición destacada la asignación de esos 789 millones de pesos para dos pasos fronterizos, de los cuales uno está inhabilitado de hecho por manifestantes.

Se trata de parte de un crédito otorgado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que es manejado por el Ministerio de Planificación, a cargo de Julio De Vido. LA NACION intentó contactarse con esta cartera para averiguar en detalle el destino que tendrán los 789 millones de pesos para estos dos pasos fronterizos, pero no obtuvo respuesta alguna.

Durante el conflicto entre la Casa Rosada y el sector agropecuario, LA NACION reveló que el corte de la ruta 136 era sostenido por un minúsculo grupo de asambleístas, en ocasiones por una sola persona. Luego de ese informe periodístico, los manifestantes volvieron a mostrarse más activos.

El reparto de millones
La partida presupuestaria destinada a mejorar una carretera que no tiene tránsito es una de las muchas curiosidades que conforman el proyecto de presupuesto de 2009.

Después de organizar la gira de la Presidenta por Nueva York, el embajador Héctor Timerman consiguió un premio importante: tendrá 15 millones de pesos para remodelar la embajada argentina en Washington.

También le fue bien en el reparto de partidas al ministro Lino Barañao. Contará con 35 millones de pesos para edificar una nueva sede para el Ministerio de Ciencia y Tecnología. En la suma de gastos que tiene en carpeta el Gobierno, aparecen 114 millones de pesos para armar un centro cultural en el edificio del Correo.

Por la asignación de partidas figura también como una prioridad del Gobierno la construcción del cohete Tronador, reemplazo del controvertido Proyecto Cóndor que fue cancelado a mediados de los años 90. El kirchnerismo dio luz verde a ese plan y cada año aumenta las partidas a la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (Conae) para que construya ese vector que se asegura será sólo de uso civil, pero que nada impide que adopte una forma militar. Está vez contará con 26 millones de pesos.

Entre las informaciones peculiares que trae el proyecto de ley de

Temas en esta nota

    Cargando...