En el interior no se descarta frenar a los camiones cerealeros

Insisten en que no cortarán las rutas.

Por
02deOctubrede2008a las08:00

En las horas previas al paro del sector agropecuario en las provincias de la pampa húmeda se empieza a definir la estrategia de la protesta.

Los productores bonaerenses decidirán en asambleas cuales serán las medidas concretas que tomarán en cada distrito, que podrían consistir en tractorazos y camionetazos en plazas, o acampes a la vera de la ruta. En varios partidos se decidiría detener a camiones cerealeros en caso de que la comercialización no cesara el fin de semana.

En la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) señalaron que en las localidades del interior bonaerense se realizarán "concentraciones en todos los puntos" y aclararon que la modalidad adoptada será decisión de las sociedades rurales.

En Córdoba, la mesa de enlace provincial junto con los productores autoconvocados, reunidos en Villa Fontana, definirán la manera en que desarrollarán la protesta. Algunas delegaciones irán con propuestas como la organización de actos en la ciudad de Córdoba, donde podría realizarse una suelta de animales o regalarse terneros, como ha ocurrido en las últimas dos semanas en Villa María.

Las asambleas sobre las rutas se constituirán en distintos puntos de la provincia. "No está previsto que se hagan cortes de tránsito", dijo el presidente de la Delegación Córdoba de la Federación Agraria Argentina (FAA), Agustín Pizzichini.

Los transportistas de cargas agropecuarias no aceptarían pasivamente esta vez que haya interrupciones del tránsito en las rutas, aunque sean transitorias. Si eso ocurriera, procederían a bloquear el paso del resto de los vehículos, hicieron trascender camioneros y algunos dirigentes.

Entretanto, el gobernador Juan Schiaretti reiteró que "siempre" respaldará al complejo agropecuario, pero consideró que la Argentina "no soporta más enfrentamientos", y propuso deponer actitudes confrontativas y sentarse a dialogar.

En Santa Fe, los productores se preparan para iniciar mañana una protesta activa. "Se avanza hacia una sojización de la región porque los productores venden el rodeo lechero ante la incertidumbre permanente. Además de los problemas climáticos se suma la inacción del Gobierno", señalaron José Perren y Pedro Weidmann, productores de la zona de Esperanza. Ellos coincidieron con otros dirigentes del agro en que, tras la derogación de la resolución 125, "se percibe un aire de venganza o de persecución desde el Gobierno para con el sector" y pidieron "reglas de juego claras que garanticen rentabilidad".

Por su parte, los productores entrerrianos descartan los cortes de rutas e incluso están dispuestos a flexibilizar el paro ante la necesidad del movimiento de hacienda, debido a la sequía que azota la región. "Habrá caravanas y marcharemos hacia el Congreso pero no está planteado, en esta etapa, realizar cortes de rutas", afirmó el vicepresidente de la delegación entrerriana de FAA, Juan Echeverría, y aclaró que "no habrá desabastecimiento".

El presidente de la Asociación Agrícola Ganadera de La Pampa, Andrés Souto, dijo: "Sin duda este paro era el reclamo de las bases. En el Gobierno nos siguen ninguneando y la situación se ha agravado". Los autoconvocados pampeanos -quienes impulsaron las manifestaciones durante dos meses- aún no definieron la modalidad de la medida de fuerza.

Informe de los corresponsales de La Plata, Córdoba, Santa fe, Entre Ríos y La Pampa.

Temas en esta nota

    Cargando...