El paro rural arrancó con gente en la ruta, pero un solo corte

Los ruralistas repartieron volantes y controlaron camiones.

Por
04deOctubrede2008a las08:26

En Gualeguaychú, los manifestantes interrumpieron el tránsito y quemaron un tractor. En el Gobierno dicen que Cristina Kirchner podría anunciar un "Plan agropecuario". Por: Alejandra Gallo

En el primer día del nuevo paro del campo, los productores se mostraron en las rutas, pero protagonizaron un solo corte. El Gobierno también enfrentó el comienzo de la medida de protesta evitando la confrontación. Fuentes oficiales aseguraron a Clarín que Cristina Kirchner estudia un "Plan agropecuario".

En la mayoría de las rutas hubo ayer sólo asambleas, volantes y controles a los camiones con grano y hacienda: algún piquete obligó a volver a destino a los que iban cargados con alimentos.

En Gualeguaychú la situación fue más tensa. El kilómetro 53 de la ruta 14 volvió a ser el foco de la protesta, con el dirigente Alfredo De Angeli, al frente de unos 500 chacareros. Allí hubo dos cortes totales del tránsito, encarados por productores autoconvocados, "Comprometí mi palabra de que no habría cortes; muchachos, no hagan esto", dijo el dirigente aunque también afirmó que "no vamos a aflojar". Por la tarde, quemaron un tractor, lo que obligó a Gendarmería a intervenir y cortar el tránsito. Por la noche, el asfalto ya estaba liberado.

En Córdoba, ayer comenzó el paro con pocos productores en las rutas y un acuerdo entre transportistas y ruralistas. "Vamos a hacerles el aguante a los acopiadores y productores, pero les pedimos que no nos soliciten camiones que ellos mismos detendrán en las rutas", le dijo a Clarín Rodolfo Marcle, titular de la Confederación de Transportadores.

En Sinsacate -el piquete cordobés emblemático durante los 128 días que duró el paro anterior-, según los propios productores de Jesús María la postal lucía allí con "más policías que trabajadores del campo".

Según la Policía Vial bonaerense, ayer no hubo interrupción en ninguna ruta aunque sí presencia de agricultores y tractores en más de 20 puntos de la provincia de Buenos Aires. En especial, en San Pedro, Ramallo, Saladillo, Azul, Pringles y Tres arroyos.

La adhesión en las ciudades del interior a la suspensión de comercialización de carnes y granos (que se extenderá hasta el miércoles 8) no parece augurar complicaciones en el abastecimiento de alimentos de la canasta básica. Fuentes de la Comisión de Enlace (que agrupa a las entidades convocantes al paro) señalaron ante la consulta de este diario que "ésta no es un medida que intente perjudicar al consumidor, sino más que nada una señal política de protesta".

Desde el Gobierno, la Presidenta llamó al diálogo. Y el titular de la ONCCA, Ricardo Echegaray, dijo a Clarín que "aunque los productores estén de paro no dejaron de tramitar compensaciones y autorizaciones para exportar". Según señaló el funcionario, sólo ayer "se llevaron a cabo operaciones mediante aurorización de la ONCCA para 1.016 toneladas de carne y 420.000 toneladas de granos".

También ayer circularon versiones de que los frigoríficos habrían recibido presiones por parte del Gobierno para no trabar las operaciones, pero no lo confirmaron ni los exportadores ni quienes se dedican al mercado interno.

En tanto, en la Casa Rosada seguían ayer analizando medidas para el campo. Luego de las compensaciones por la sequía, ahora los funcionarios aseguran que discuten un "Plan Integral Agropecuario". Y que la Presidenta podría anunciarlo el próximo lunes.

Colaboraron: Agencias Gualeguaychú, Córdoba y La Plata.

 

Temas en esta nota

    Cargando...