La FAUBA avanza en un proyecto de ordenamiento territorial

Se busca consensuar con otras entidades del sector un programa que sirva de base para el futuro de la organización productiva del país.

Por
28deOctubrede2008a las12:38

La Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires (FAUBA) comenzó a desarrollar una serie de reuniones con miras a avanzar en la puesta en marcha de un programa de gestión y manejo de los recursos naturales y el medio rural, en el marco de una política de ordenamiento territorial.

Recientemente se realizó en la FAUBA el primero de estos encuentros, en el cual participaron representantes del INTA, el PROSAP, la CEPAL, la SAGPyA, el CONICET, CREA y la Universidad Nacional de Córdoba. El objetivo fue diseñar un proyecto consensuado, que sirva de base para el futuro de la organización productiva del país.

Entre las principales acciones a planificar, se propuso realizar capacitaciones especiales, elaborar manuales dinámicos para guiar la aplicación metodologías específicas y asistir a técnicos y dirigentes políticos en sus decisiones. Además, se apunta a desarrollar diferentes líneas de investigación e implementar un proyecto piloto, con acciones y políticas concretas.

"El ordenamiento territorial forma parte de un política de estado sostenible", dijo Lorenzo Basso, decano de la FAUBA. "El conflicto de los últimos meses, que involucra al sector agropecuario y agroindustrial, cuyas raíces se vinculan con la falta de una política de desarrollo sectorial, relacionada con la carencia de un programa de ordenamiento territorial rural, son motivo sobrado de la necesidad de abordar esta temática en un breve plazo", añadió.

Según el decano, los cambios que se generaron en el campo en los últimos años, con la llegada de nuevos actores y el crecimiento de la producción hacia las zonas marginales, requiere a futuro la implementación de un programa de estas características, para potenciar la capacidad productiva en forma ordenada y sostenible.

En este sentido, alentó a utilizar tecnologías de avanzada con un respaldo técnico y científico que contribuya a favorecer el uso adecuado de los recursos y a preveer efectos negativos sobre la producción y el ambiente. También se busca trabajar sobre las áreas protegidas, para hacer un uso racional que contemple el impacto del turismo.

José Paruelo, director de la Licenciatura en Ciencias Ambientales de la FAUBA, coincidió al afirmar que el sistema de Ciencia y Técnica puede hacer un valioso aporte para identificar las consecuencias de las transformaciones realizadas en el territorio nacional y evaluarlas de manera cuantitativa, así como para generar nuevos escenarios y anticiparse a las consecuencias de las acciones del hombre sobre la naturaleza.

De este modo, durante la reunión se propuso conformar un consorcio con un equipo de trabajo interdisciplinario, para mejorar la calidad del proceso de organización territorial. Esto incluye definir las potencialidades de las distintas regiones, describir cambios en el uso del suelo y en la conformación del paisaje y sus consecuencias económicas, sociales y ambientales.

También se prevé diseñar escenarios probables de ocupación del territorio, evaluar el impacto de los cambios en el uso del suelo en la producción de commodities y desarrollar planes de capacitación profesional en distintos aspectos del proceso de organización territorial, entre otros aspectos.

Temas en esta nota

    Cargando...