Marcó Del Pont aseguró que no habrá "devaluación fuerte"

La presidenta del Banco de la Nación dijo que la entidad sigue prestando a baja tasa para inversión, mientras la banca privada "está sentada" sobre su liquidez ante la crisis. Habló de un modelo "con espalda suficiente" para superar las tensiones.

01deNoviembrede2008a las08:06

La presidenta del Banco de la Nación Argentina. Mercedes Marcó del Pont, ratificó la fortaleza y liquidez del sistema financiero argentino gracias a la "soberanía monetaria y cambiaria", reiteró que no habrá una "devaluación fuerte" y sostuvo que la recuperación paulatina del tipo de cambio se compensa con la baja de costos (insumos y commodities) que inhiben la inflación.

La funcionaria está en Santa Fe invitada por el Instituto de Políticas Públicas que orienta el diputado nacional Agustín Rossi y preside Jorge Fernández. "El sistema está muy líquido; si bien se advierte que gran parte del sistema financiero privado está sentado sobre esa liquidez y ha cortado parte de sus líneas de financiamiento. Lo que claramente está en evidencia es que los depósitos tienen cobertura y las reservas respaldan ampliamente los agregados monetarios", dijo la funcionaria.

Aunque admitió que el fin de la crisis internacional aún no se puede determinar, ratificó que en el país hay un "modelo con espaldas suficientes para conjurar cualquier tensión fuerte".

En esa línea defendió el "tipo de cambio administrado" y ratificó que "no se va a avanzar a una devaluación fuerte en la economía Argentina". Sostuvo que "el tipo de cambio alto y competitivo es una condición importante del modelo".

Al apuntársele que la devaluación paulatina del peso no parece estar generando suba de precios en el mercado interno, Marcó del Pont explicó que la demanda de dólares "de algunos segmentos de nuestra economía" se debe al "fenómeno mundial", y se compensa con la baja de precios de insumos y de las commodities que inhiben la inflación.

"Aumenta el tipo de cambio y caen los costos; son tendencias que tienden a neutralizarse", explicó la funcionaria, aunque admitió que "no hay que minimizar la falta de capacidad de respuesta en el mercado argentino. Hoy la demanda no convalidaría aumentos de precios".

Un rumbo bien definido
"La banca pública tiene un rol fundamental de este proceso, de resguardar la actividad interna y la inserción exportadora, el nivel de empleo y la recomposición de los salarios. Cuando se produzca el rebote vamos a estar mejor parados", dijo más adelante la titular del Banco Nación.

Recordó que su entidad -durante el conflicto con el campo y en la presente crisis global- "continuó y sigue dando créditos a la inversión. Planteamos una política muy agresiva de financiamiento barato y a largo plazo sobre todo para las Pymes", con tasas que rondan el 12 por ciento.

"Es clarísimo en el caso de la Argentina que esta crisis encuentra al país con un modelo de acumulación absolutamente distinto al que regía en otras épocas, sobre todo en los "90".

Ratificó que "estamos creciendo con propio ahorro; el mercado interno fue la fuente de crecimiento fundamental en los últimos años; tenemos un Mercosur bastante más consolidado y la Argentina ha diversificado su canasta de exportaciones y el destino de sus exportaciones".

Subrayó por último que "en lo inmediato el objetivo del gobierno es preservar el nivel de actividad económica, el empleo y los estratos más desprotegidos. De ahí la lógica de recuperar los recursos de la seguridad social".

Sin fondos en NY

"Nosotros la semana pasada habíamos sacado los depósitos de Nueva York porque vemos una propensión grande en estos momentos a medidas cautelares", dijo Marcó del Pont al descartar que parte de los fondos inmovilizados por el juez Thomas Griesa a instancias de los holdouts , sean de Nación AFJP. "Aunque uno después demuestre que los fondos no son del Estado, eso puede llevar años.

Temas en esta nota

    Cargando...