Reclamo de Brasil por una apertura de mercados

El canciller brasileño, Celso Amorim, reclamó a los países ricos que abran sus mercados a la industria bioenergética de los países pobres, al inaugurar la reunión ministerial de la Conferencia Internacional sobre Biocombustibles que se está realizando en esta ciudad.

Por
22deNoviembrede2008a las08:26

"Para que los biocombustibles sean una opción viable a los países más pobres, es fundamental que se abran los mercados para su efectiva comercialización", expresó Amorim ante representantes de cerca de una centena de países.

Argumentó que "para ello es necesario y urgente que los países ricos se dispongan a eliminar los dos mayores obstáculos para el sector: la práctica de subsidios agrícolas billonarios y la imposición de barreras comerciales prohibitivas, arancelarias y no arancelarias".

Agregó Amorim que en momentos de crisis financiera "es indispensable no perder de vista la economía real" y "para hablar de crecimiento económico, inversiones productivas y generación de empleo, iniciar un debate sobre biocombustibles es particularmente oportuno". Producidos en forma sostenible, según el canciller, "los biocombustibles representan parte de la solución para enfrentar tres grandes desafíos de la actualidad: la seguridad energética, el cambio del clima y el combate al hambre y la pobreza.

 

Temas en esta nota

    Cargando...