Habrá más producción de soja, pero anticipan que no será rentable

La oleaginosa crecerá en la provincia a costa del maíz. La situación también preocupa a los poroteros.

24deNoviembrede2008a las06:59

En Salta tampoco se cumplirán los deseos de la presidenta Cristina Fernández porque aquí, como a nivel nacional, aumentará la superficie sembrada de soja. La campaña 2008-2009 asoma con la novedad que se destinará más tierra para ese cultivo (de 580 mil pasará a 610 mil hectáreas) porque, aún sin ser rentable, es el que menos pérdidas económicas ocasiona al sector.

Los productores aseguran que la soja dejó de ser un buen negocio en el NOA. Todo influye: la crisis internacional, la caída de los precios, las heridas provocadas por el enfrentamiento entre el campo y el Gobierno, la decisión nacional de cerrar la exportación de algunos productos y de retacear los permisos de venta al exterior para otros. Ante ese panorama decidieron no arriesgarse con el maíz, que perderá el 50% de la superficie y caerá a las 30 mil hectáreas.

La siembra de soja arrancará esta semana, si llueve, en Metán y Las Lajitas; la segunda quincena de diciembre las labores comenzarían en el norte, desde Pichanal para arriba. Los mismos tiempos de producción se manejan para el maíz y el sorgo, otro de los cultivos al que apostarán sólo aquellos que puedan transformarlo en carne.

"El productor de granos debe seguir adelante a pesar de que la actividad dejó de ser rentable, especialmente en las provincias del NOA. No queda otra que sembrar y lo más rentable, o mejor dicho lo que menos pérdidas ocasionaría, es la soja", explicó a El Tribuno el directivo de la Asociación de Productores de Granos del Norte (Prograno), Ezequiel Vedoya.

La misma sensación de incertidumbre se vive en el norte y en el sur. Es que en el campo también se habla del futuro incierto de los poroteros, por la dependencia casi exclusiva con Brasil y porque algunos rumores dicen que Cargill Brasil cesó los pagos a los exportadores argentinos. Y Salta es una de las principales proveedoras del poroto que consumen los cariocas.

"El panorama es realmente aberrante porque seguimos con las exportaciones cerradas para el maíz. Con el precio actual de la soja tenemos que rogar que este año resulte bueno, el panorama es terrible porque no vemos al Gobierno con voluntad para revertir esta situación", se quejó -por su parte- el presidente de la Asociación de Productores de Legumbres del NOA, Natalio Iglesias.

Inversión cero

Según Vedoya, en Salta ganó la idea de invertir solamente "para producir de manera aceptable, con el menor costo y riesgo posibles. El objetivo es inversión escasa y de ser posible cero".

El directivo de Prograno enumeró algunas razones para explicar que ésta es una de las campañas más difíciles en cuanto a planificación: la falta de créditos para la provisión de insumos, la cuasi desaparición de herramientas relacionadas con los mercados a futuro, la imposibilidad de fijar precios y el recorte arbitrario de los ROE Verdes (permisos para la exportación) por parte de la Oncca.
"Aquel discurso oficialista, falso por cierto, que sonó más a excusa que a otra cosa de ''desojizar'' la economía nacional, queda hoy más que nunca en evidencia.

Hoy el área nacional de soja aumenta cada día y las otras opciones se tornan inviables", agregó Vedoya. El presidente de la Asociación de Productores de Legumbres, Natalio Iglesias, aportó más: "Este gobierno no quiere que el campo crezca, todo lo que inculcan está basado en la agricultura familiar y eso no genera ingreso de divisas al país".

 Las frases

"En Salta ganó la idea de invertir solamente para producir de manera aceptable, con el menor costo y riesgo posible. El objetivo es inversión escasa y de ser posible cero". Ezequiel Vedoya.

"El panorama es realmente aberrante porque seguimos con las exportaciones cerradas para el maíz. Con el prec

Temas en esta nota

    Cargando...