La bolsa de EE.UU. seguirá a los saltos otros siete meses más

Surge a partir de los precios de lo que en EE.UU. se conoce como el índice del “miedo“ o de volatilidad. La última vez que los papeles se movieron tanto fue en 1932.

Por
03deDiciembrede2008a las07:49

Wall Street seguirá a los saltos por lo menos otros siete más. Según se desprende de los contratos de futuros sobre volatilidad –mejor conocidos como los indicadores del miedo del mercado–, las oscilaciones de la renta variable estadounidense serán más del triple de la media durante los siete meses de aquí en adelante, porque los inversores afrontarán los efectos de una recesión global y los peores retornos desde los años 30.

Los contratos de mayo sobre el índice Chicago Board Options Exchange Volatility Index, o VIX, cerraron a 43,80, mientras que los futuros que vencen antes de esa fecha cotizan a niveles más altos, indicio de que los inversores esperan que el índice Standard & Poor’s 500 suba o caiga al menos un 2,8% diario hasta el 17 de junio, según Bloomberg. La última vez que el índice de referencia para la renta variable de EE.UU. se movió tanto fue en 1932. El VIX, calculado a partir de los precios pagados por los contratos de opciones sobre el S&P 500, es conocido como el “‘indicador del miedo” porque mide el costo de utilizar opciones como seguro contra caídas de las bolsas y casi siempre sube cuando las acciones caen.

“Es sorprendente”, dijo Jeremy Wien, operador de volatilidad en Société Générale. “Va más allá incluso de lo que considerábamos los peores pronósticos el año pasado”. La recesión en EE.UU. y el 48 % de caída del S&P 500 desde su récord de octubre de 2007 han hecho subir el precio de las opciones.

El S&P 500 subió o cayó un 4 % o más durante 26 días desde el 15 de septiembre, fecha en la que quebró Lehman Brothers. La última vez que el S&P 500 tuvo oscilaciones del 4 % fue en 1933, cuando pasó 38 veces, según Bloomberg. El índice ha aumentado o descendido un 0,8 % cada día de media en sus 80 años de historia.

“Las acciones darán muchas vueltas”, dijo Chris Jacobson, de Susquehanna Financial Group.

Europa, no mucho mejor

No muy distinta parece ser la situación de las acciones europeas. De hecho, hoy los bancos no logran ponerse de acuerdo con respecto a qué hacer con los papeles de las compañías del viejo continente. JPMorgan Chase & Co. recomienda comprarlas, mientras que Credit Suisse dice que la eurozona es la región que se debe evitar.

Las acciones europeas ofrecen el “mejor potencial dentro de una cartera global” el año entrante, ya que la menguante inflación ayuda a los consumidores, los bancos centrales de la región están respondiendo a la contracción económica y las valuaciones implican mayores rendimientos potenciales que en Estados Unidos”, escribió en un informe el director de estrategia de renta variable europea de JPMorgan, Mislav Matejka.

Por su parte, Credit Suisse dijo que los inversores obtendrían mejores resultados con la renta variable de mercados emergentes o de Estados Unidos. La eurozona es “la región peor posicionada ante una deflación, y también es la que está peor parada en nuestra tabla de valuaciones”, escribió Andrew Garthwaite, director de estrategia mundial de renta variable en Credit Suisse en Londres. “La política monetaria es la más estricta de las regiones principales. Incluso la relajación fiscal es tenue en comparación con las de otras regiones. La flexibilidad del mercado laboral es la peor”.

Temas en esta nota

    Cargando...