El clima complica la cosecha gruesa

Muchos cultivos de maíz de siembra temprana adelantaron su ciclo y están floreciendo a muy baja altura.

Por
13deDiciembrede2008a las08:18

"En el sur de Santa Fe, por los fuertes calores de fines de octubre y noviembre, junto con la sequía, el maíz sumó temperatura y floreció petiso, a 1,80 metros, en relación con los 2,50 normales. Además, lo hizo antes de tiempo: a principios de diciembre, en vez del 15-20 como correspondería", afirma un técnico de la región.

"Este comportamiento tendrá efecto en el rendimiento de grano, pero también en la producción de biomasa, lo que afectará en mayor medida a los cultivos destinados a silaje", agrega.


* * *

La implantación de soja también se ve afectada por el tiempo. "La sequía primaveral atrasó la implantación de los cultivos de primera y los juntó con los de segunda", asegura el técnico, quien observa que muchos productores utilizaron una sola variedad para toda la superficie y tuvieron que enfrentar bastantes complicaciones con el uso de la maquinaria.

Luego, muchos cultivos emergidos fueron afectados por viento y chaparrones muy fuertes entre el 27 de noviembre y principios de diciembre, que barrieron muchas plantas chicas y disminuyeron el stand de plantas que se había logrado. También fueron atacados por gran cantidad de plagas en estados iniciales -oruga grasienta, chinche- de difícil control por el escaso desarrollo de las plantas.


* * *

El girasol es el cultivo menos afectado en esa zona. Pudo desarrollarse mejor en condiciones desfavorables de humedad que afectaron al maíz y puede dar una cosecha cercana al promedio histórico si recibe lluvias suficientes durante las próximas cuatro semanas. "El problema de este cultivo es el precio y ese factor determinó que se produjera una violenta reducción área sembrada: el año pasado controlaba 3000 hectáreas de girasol y este año no llegó a 1000", señala el técnico.


* * *

Finalmente, en esa zona se está terminando la trilla de trigo, con rendimientos del orden de los 25 quintales por hectárea por la escasez de agua, que equivalen a una media cosecha respecto del potencial teórico de rinde. Las cebadas también fueron afectadas por la sequía y dejaron magros rendimientos, grano chico y con alta proteína, que no resulta conveniente para la industria cervecera.

 

¡Enterate de todas las novedades!

Temas en esta nota

Seguí leyendo